El Racing se viste de cordero en el Bernabéu

Liga BBVA | Real Madrid-Racing

El Racing se viste de cordero en el Bernabéu

El Racing se viste de cordero en el Bernabéu

rafa aparicio

Jugará con tres centrales para contener el aluvión del Madrid

Aunque el balón es redondo y el fútbol una materia indescifrable, cuesta imaginar un duelo más desequilibrado que el de esta noche. La afirmación puede resultar exagerada, pero no lo es tanto si repasamos las declaraciones de cada bando. Mientras en el Real Madrid la palabra más repetida estos días es "felicidad" (hasta Mourinho la ha pronunciado, sin sufrir alteraciones físicas), en el Racing, el propio entrenador ha admitido que las posibilidades de su equipo son mínimas y dependen de una combinación de factores equivalentes a una conjunción astral.

Planteado así, la única duda sería saber cuántos goles marcará hoy el anfitrión, cuántos Cristiano Ronaldo y el número de asistencias que hará Özil. Sin embargo, tanta certeza resulta altamente peligrosa. Si hay algo que amenace a los equipos superiores es el exceso de confianza, anotarse la victoria antes de jugar el partido. Y no olvidemos, para incidir en los riesgos que acechan, que el Madrid viene de hacer un intenso esfuerzo contra el Milán.

Los Premios Príncipe de Asturias también merecen una breve nota. Aunque en nada deberían influir sobre el partido, temo que no resistiremos la tentación de ver si Casillas tiene confeti sobre los hombros, y tampoco se puede descartar que, ante un remotísimo traspié del equipo madridista, alguien utilice como excusa los premios y la distracción que causaron.

El once.

Pero no adelantemos acontecimientos. De momento, lo que se sabe es que Sergio Ramos seguirá siendo baja (por eso estuvo en Oviedo), lo que nos sitúa ante el once de los últimos partidos, siempre y cuando Mourinho, que ayer no dio ninguna pista sobre el equipo, no aproveche para dar descansos (el martes hay Copa en Murcia). En esa hipotética rotación, ya sea de inicio o en la segunda mitad, Benzema, Lass, Pedro León y Canales serían opciones más que razonables.

Para desentrañar al Racing lo mejor es apuntar su cambio de filosofía. Del tiqui-taca de los primeros partidos, Portugal ha pasado a los tres centrales que reunirá hoy, incluido Ponce, mundialista chileno. Arriba jugarán el incombustible Munitis (35 años y reciente autor de un gol 51 partidos después) y el sueco Markus Rosenberg (once meses sin marcar). Queda claro cuál es la asignatura pendiente del Racing. El equipo suma 45 remates entre palos y sólo ha conseguido cuatro dianas. Su milagro particular pasa por alinear los planetas y afinar la puntería.