La 'Rojita' ya tiene licencia para soñar

eurocopa sub 21 | croacia 0 - españa 3

La 'Rojita' ya tiene licencia para soñar

La 'Rojita' ya tiene licencia para soñar

A. GABILONDO

España, que debía defender el 2-1 de la ida, aguantó el empuje inicial de Croacia y en la segunda parte selló, con tres goles, su pase a la Eurocopa 2011 para además mantener vivo el sueño de los JJOO de Londres. Domínguez hizo el gol clave y luego Adrián y Jeffren sentenciaron. Croacia lo intentó hasta el final.

No podía ser de otra manera. La hermana pequeña de la campeona de Europa y la campeona del Mundo tenía que estar en la Eurocopa sub 21 de Dinamarca (2011). Y así será. Gracias al 2-1 de la ida en Burgos y al 0-3 de hoy, la selección de Luis Milla jugará el europeo y mantiene vivas sus opciones de clasificarse para los Juegos Olímpicos de Londres 2012 (hay tres plazas en juego en el europeo).

El abultado marcador de hoy no refleja las dificultades que ha pasado la Rojita en el NK de Varazdin. España jugó con fuego la primera parte y las sensaciones en el inicio de la segunda reflejaban que se iba a sufrir en demasía. Pero el gol de Domínguez (67'), a la salida de un córner, lo cambió todo. Relajó a los españoles y desmontó la táctica croata, que ansiaba con llegar al final empatados para avasallar a España y buscar su balsámico 1-0, que le hubiera dado el pase. Al final, con el tiempo se impuso la mayor calidad de España y llegaron los demás goles, de Adrián y Jeffren.

En la primera parte, hubo ocasiones para las dos selecciones. Mata, en dos oportunidades, Parejo y Adrián fallaron incomprensiblemente ante Kelava, que se convirtió en el héroe local. Rakitic erró la mejor jugada de los croatas tras el pase atrás de Vukusic y minutos después se tuvo que ir lesionado. El del Shalke 04 recibió un impacto involuntario con la bota de Parejo en la boca y empezó a escupir sangre para luego sufrir convulsiones. Fue un gran susto y debido a la importancia del partido, Ladic no aguantó a la posible recuperación de su media punta y sacó a Oremus. Fue precisamente éste quien protagonizó la segunda jugada más protestada por los croatas durante el partido, un gol anulado por mano en el control. La jugada más criticada por los locales, fue precisamente el gol de Domínguez, ya que pidieron falta de San José a Kelava en la salida por alto del meta croata. Ambas sucedieron en la segunda parte, en un intervalo de apenas 14 minutos, y fueron decisivas para el devenir del encuentro. Las manos de Oremus en su control previo al gol, parecen claras. La reclamada interrupción de San José a Kelava es interpretable, dependiendo de si existe o no contacto, pero lo cierto es que el defensa español está siempre por delante. El caso es que el colegiado William Collum anuló la primera acción y dio validez a la segunda, haciendo subir al marcador el primer tanto de España.

Fue el punto de inflexión del partido. Croacia necesitaba tres goles para la clasificación y llegó la desesperación. Más, tras la expulsión de Lovren (70') por doble amarilla, que provocó el lanzamiento de objetos desde la grada. Tras un parón de unos diez minutos por los incidentes, España recobró su fútbol, escondido hasta entonces, y mareó a los croatas, entregados a excepción de Vida, el más enérgico de los de Ladic. El lateral diestro, en una de sus 'herculanas' acciones cortó ante Domínguez y le pisó el tobillo. El lateral hoy del Atleti se tuvo que ir lesionado. Salió Botía. En la jugada posterior a la lesión del rojiblanco, que había quedado en un saque de banda, Mata cedió a Adrián de espuela y el del Depor esta vez sí acertó a batir con un toque sutil al meta croata. Era el segundo gol (86').

Los diez minutos de añadido (por el parón y la lesión de Domínguez) fueron un castigo para Croacia y una bendición para la Rojita que se despidió hasta la próxima Eurocopa 2011 de Dinamarca con un golazo al más 'estilo español'. Combinación sublime entre un gran Thiago, Parejo, Adrián y Mata para que Jeffren cerrara el partido, la eliminatoria y la clasificación europea en favor de España.