El Levante supera a un Celta que careció de mordiente

LEVANTE 1 - CELTA 0

El Levante supera a un Celta que careció de mordiente

Un nuevo tanto de Rafa Jordà sirvió al Levante para vencer por la mínima al Celta y sumar su cuarta victoria consecutiva en liga en un partido ante un rival que tuvo la posesión del balón pero que careció de mordiente.

Conscientes de las victorias del Hércules, Real Sociedad y Cartagena, el Levante salió al césped del Ciutat de València dispuesto a no dejar pasar el tren de los puestos de ascenso.

Con la mejor entrada de toda la temporada en el Ciutat de València, el Levante estuvo a punto de abrir el marcador a los cinco minutos de juego, pero el remate de Pau Cendrós se estrelló en el larguero de la portería defendida por Falcón.

El conjunto gallego buscó desde el inicio del encuentro tener la posesión del esférico pero ésta, apenas le sirvió para inquietar la portería defendida por Manu. Únicamente un disparo de Trashorras desde el medio del campo pareció poner en peligro la portería levantinista pero el lanzamiento se marchó fuera.

A la media hora de juego, nuevamente el Levante tuvo una clara oportunidad para encarrilar el encuentro pero el remate de Jorge Pina, tras una buena asistencia de Javi Guerra, fue interceptado en último momento por Vasco Fernandes.

Tras la reanudación del choque el partido siguió por los mismos derroteros y ambos entrenadores quisieron dar refresco a sus equipos con las entradas de Joselu y Jonathan Vila por parte de los gallegos, y con Marc Mateu y Rafa Jordá por parte de los locales.

Precisamente, el delantero catalán volvió a ser protagonista como ya lo fue en los dos últimos encuentros, donde anotó en ambos choques. En el minuto 65, un centro de Miguel Pérez por banda derecha fue rematado a la perfección por Rafa Jordà para anotar el único tanto del encuentro y el tercero en su cuenta particular desde que llegara este mercado invernal a la entidad valenciana.

No obstante, la gran actuación del delantero catalán fue ensuciada por una tarjeta roja directa que el árbitro le mostró en el minuto 72, tras una rigurosa entrada a un jugador del Celta.

En los minutos finales los gallegos, con un hombre más en el terreno de juego, tuvieron más posesión del esférico y Jonathan, desde fuera del área estuvo a punto de sorprender a Manu con un fuerte disparo desde la frontal. Pese a ello, el Levante se entregó a fondo para amarrar la victoria y conseguir la cuarta consecutiva en Liga.