NBA
FINALIZADO
Cleveland Cavaliers CLE

113

Charlotte Hornets CHA

89

FINALIZADO
Denver Nuggets DEN

99

Houston Rockets HOU

109

FINALIZADO
Golden State Warriors GSW

110

Atlanta Hawks ATL

103

Campeonato Brasileño Serie A
Eurocup
Zenit San Petersburgo (Baloncesto) ZEN

-

Partizan PAR

-

Galatasaray GAL

-

Ratiopharm Ulm RAT

-

Fraport Skyliners FRA

-

Unicaja MAL

-

Mornar Bar MOR

-

Fiat Turin FTU

-

Estrella Roja RED

-

AS Monaco MON

-

Alba Berlin ALB

-

Cedevita Zagreb CED

-

Germani Brescia BRE

-

BC Andorra AND

-

Limoges LIM

-

L. Kuban TIV

-

Valencia VAL

-

Turk Telekom TUR

-

Campeones de todo

Mundialito de clubes | Estudiantes 1 - Barcelona 2

Campeones de todo

Campeones de todo

enric fontcuberta / enviado especial

Sexto título en 2009. Pedro empató en el 88' y Messi, con el pecho, decidió en la prórroga.

Campeones del mundo. Sí. El Barça ya tiene el Mundial de Clubes en sus vitrinas, la única competición que le faltaba para cerrar un 2009 histórico. Copa, Liga, Champions League, las Supercopas de España y Europa y la que ayer cayó. Felicidades. Se lo merecieron, claro. Sufrieron como hacía tiempo que no padecía un equipo en un terreno de juego, con seis canteranos desde el inicio y siete al final, tras 120 minutos de juego.

Con una práctica más bien trabada por el rival y posiblemente tensionados por el momento histórico que estaban cerca de vivir, los jugadores de Guardiola nunca se sintieron cómodos, pero tampoco se vinieron abajo. Hubo ratitos, eso sí, que Estudiantes de La Plata tuvo al rival arrinconado y los cachetes no hacían más que impactar en el rostro y cuerpo de los catalanes. Pero Pedro, siempre Pedro, ya el eterno Pedro, y Leo Messi, esta vez con el pecho, voltearon el marcador, cuando parecía que el trofeo viajaría a La Plata.

Verón comenzó destacando, pero la Brujita fue perdiendo fuerza hasta convertirse en la muñeca de los horrores. Xavi se sintió agobiado, Busquets solo y Keita, que andaba tocado, sólo jugó media parte (entró Pedro). Para entonces, los argentinos ya iban por delante. Boselli, en fuera de juego, cabeceó un servicio de Díaz, que por la izquierda complicaba la vida a Dani Alves. Con espacios, los Pincha se sentían cómodos.

Otra cosa.

Fue la segunda parte. Al Barça no le quedaba más que levantarse. Parecían tener una mala tarde. Se estampaban queriendo entrar por el centro. Los suramericanos que se creyeron sobrados, fueron aculando hasta que se vieron sorprendidos: Pedro y Messi pusieron la firma; el Barça, la fiesta.