Obinna deja helado Chapín

Liga BBVA | Xerez 1 - Málaga 1

Obinna deja helado Chapín

Obinna deja helado Chapín

Jordi arroyo y marcos piñero

El nigeriano marcó un golazo. Rompió la fiesta del primer triunfo local. Armenteros anotó el primer tanto azulino en Primera. Pésimo partido en Jerez

Fue un quiero y no puedo. Un tremendo cañonazo de Obinna destrozó la fiesta de Chapín. Hasta ese minuto 83', el éxtasis invadía el feudo azulino. La sufrida afición xerecista había visto, al fin, que su equipo era capaz de marcar un gol en Primera, y que incluso podía abandonar el farolillo rojo de la clasificación con una victoria frente a un Málaga ramplón. Pero apareció el momento de furia del nigeriano. Su trallazo hizo ¡pum!, y Renan se quedó sentado, impotente, y mirando al desgastado césped del feudo jerezano. Y con él, se apagó la euforia. El empate, sin embargo, hizo justicia a un partido en el que ambos equipos demostraron el por qué de su delicada posición en la tabla. Los de Ziganda siguen sin dar muestras de tener un rumbo claro en su juego, mientras que los de Muñiz continúan sin dar señas de tener la máquina bien afinada.

No hubo un fútbol fluido en todo el partido. Pero lo de la primera parte rozó el esperpento. El Málaga fue quien llevó la iniciativa en los primeros compases del encuentro, encomendado sobre todo a un Duda que buscó hasta la saciedad esas faltas que tan bien le vienen a su guante en la zurda. Avisó de sus intenciones nada más arrancar con un centro chut que detuvo Renan sin problemas, pero enseñó el camino y apenas acertaron los malaguistas con la estrategia. Además, Obinna no pareció ser alternativa a Baha en esos minutos, y era el marroquí el que se mostraba mejor colocado entre los centrales azulinos, ayer por cierto menos aplicados que de costumbre.

Pero saltó la alarma en el banquillo de Muñiz. El internacional magrebí sintió un crujido en el muslo y por precaución, pidió el cambio. No parece que tenga nada grave. Fue entonces cuando el Xerez comenzó a tener más la pelota, aunque apenas había conexión entre el ultra defensivo centro del campo de Ziganda con los jugadores de arriba. Una vez más, era Emiliano Armenteros el que se mostraba más venenoso en el ataque azulino, hasta el punto de crear la primera jugada clara de peligro, un fuerte disparo cruzado que obligó a Munúa a lucirse. La primera parte fenecía sin demasiadas alternativas, aunque Obinna obligaba a los 740 aficionados costasoleños que acudieron a Chapín a llevarse las manos a la cabeza. Se quedó solo ante Renan y envió el balón incomprensiblemente por encima de su portería, justo antes de irse los equipos al descanso.

Polémica.

Ziganda apretó en el vestuario y mandó una señal inequívoca de que iba a haber una reacción. El técnico navarro quitó a Keita, que había jugado al límite durante todo ese primer periodo, para meter a Viqueira. El Xerez ganaba un timonel en ataque. Pero la fortuna les señalaba con el primer gol en Primera nada más empezar el segundo periodo. Un tanto polémico y protestado por los malagueños. Abel lanzaba un saque se esquina en el mismo minuto 46, y Armenteros lo recibe con el pecho y parece que toca el balón con las dos manos. Cuando baja el esférico, y a puerta vacía, sólo tuvo que introducirlo al fondo de la portería.

Tras el jarro de agua fría recibido, el Málaga se fue a por el empate. Todo seguía encomendado a Duda, pero Edinho no supo aprovechar ninguno de sus envíos. A diez minutos del final, el equipo de la Costa del Sol apretó ante la pasividad en ataque del conjunto local, incapaz de ganarle metros al rival. En el 81' Edinho obligó a Renan a lucirse, y en el saque de esquina de esa jugada, llegaba el segundo momento polémico del encuentro. La dupla portuguesa aparecía de nuevo, con un centro de Duda que Edinho remató supuestamente con la mano. El asistente anuló el gol, y Obinna desesperó. La rabia se apoderó del ariete nigeriano, que recibió tarjeta entre sus protestas. Sólo dos minutos después, vaciaba su mala sangre con ese disparo que enmudecía Chapín. Un gol con mayúsculas que evitó que el Málaga acabase de colista la jornada. Sin embargo, se nota que a los dos equipos les falta mucho rodaje esta temporada.

Cargas contra la afición del Málaga

Pese a que en los prolegómenos no hubieron apenas incidentes, en el descanso sí que se produjeron algunas cargas de la policía nacional en el mismo estadio a un grupo de aficionados del Málaga. Ha quedado patente que la grada provisional de Chapín es todo un problema a solucionar.