LaLiga Santander
LaLiga 1,2,3
Premier League
Serie A
Bundesliga
Liga Argentina
Liga Portuguesa
Euroliga
Darussafaka DAR

-

Fenerbahce FNB

-

Zalgiris ZAL

-

Buducnost Voli BUD

-

Panathinaikos PAN

-

Khimki Moscú KHI

-

Copa Libertadores
Liga Holandesa
VVV-Venlo VVV-Venlo VVV

-

Heracles Heracles HCL

-

Liga Belga
Gent Gent GNT

-

Standard Standard SDL

-

Liga Rumana
ACS Sepsi ACS Sepsi SEP

-

Viitorul Viitorul VTR

-

Liga Turca
Caykur Rizespor Caykur Rizespor RIZ

-

Yeni Malatyaspor Yeni Malatyaspor YEN

-

Göztepe Göztepe GÖZ

-

Trabzonspor Trabzonspor TBZ

-

NBA
Golden State Warriors GSW

-

Sacramento Kings SAC

-

Los Angeles Lakers LAL

-

Houston Rockets HOU

-

FINALIZADO
Philadelphia 76ers PHI

106

Miami Heat MIA

102

FINALIZADO
Cleveland Cavaliers CLE

111

Phoenix Suns PHX

98

FINALIZADO
Brooklyn Nets BKN

99

Portland Trail Blazers POR

113

FINALIZADO
Milwaukee Bucks MIL

98

Boston Celtics BOS

97

Liga Chilena
Clasificación Mundial - Europa
Turquía TUR

-

Eslovenia ESL

-

Ucrania UCR

-

Montenegro MON

-

Croacia CRO

-

Polonia POL

-

Holanda HOL

-

Lituania LIT

-

Italia ITA

-

Hungría HUN

-

Italia ganó como siempre y por Rossi, un americano

EE UU 1 - Italia 3

Italia ganó como siempre y por Rossi, un americano

Italia ganó como siempre y por Rossi, un americano

El villarrealense, que nació en EE UU, salvó a la 'azzurra'

Ganó Italia, jugando mal, en dos chispazos. ¿Alguna noticia? Sí, una buena, para Fernando Roig: ganó porque tenía (en el banco) al villarrealense Rossi. En realidad, pareció que el partido lo había organizado el presidente amarillo, ese empresario con tanto sentido común: además de Giuseppe, brilló el americano Altidore, que ha jugado medio año cedido en ese Xerez de Primera.

A los 20 minutos, Bradley se encontró solo ante Buffon, pero chutó flojo; a los 22, en otro mano a mano, Altidore no acertó. Ahí, supimos que se reescribiría el guión: Italia juega mal y lo pasa peor, pero gana. Claro. Su juego sigue tan pálido como su nueva camiseta, un intento de homenaje a la grande squadra campeona en los 30. Pero sus otras virtudes, ese "otro fútbol" que predicó Aragonés, siguen intactas. Mantiene picardía, suerte. Y árbitros benévolos, como el que echó al americano Clark por una patada (de naranja) a Pirlo. Con diez, fue capaz de ponerse 0-1 con un gol marcado en un penalti que provocó Altidore.

Contra diez y con Rossi, que fue como tener 13. Cría cuervos, pensará Bob Bradley. Rossi nació en Nueva Jersey, al otro lado de la Bahía de Nueva York, hijo de padres italianos. Vivió allí 14 años y tiene 22, así que es mucho más americano que cualquier otra cosa. De niño, jugaba al béisbol. ¿Quién dijo que no celebraría un gol a EE UU? Rossi salió en el 57', empató en el 58' y lo estuvo festejando hasta el 60'. Luego, De Rossi (curioso) le daría la vuelta al marcador y Rossi, sin De, otra vez, haría la sentencia. Italia riza el rizo: ayer ganó con los biberones del contrario, por el patriacidio de Rossi. Nunca se le acaban las tretas a la azzurra.