Competición
  • Europa League
  • Euroliga
  • Copa Libertadores
Euroliga
Zenit San Petersburgo ZEN

-

Panathinaikos PAN

-

B. Munich MUN

-

Khimki Moscú KHI

-

La mala suerte se ceba con el Sevilla y se despide de la UEFA

COPA DE LA UEFA | SAMPDORIA 1 - SEVILLA 0

La mala suerte se ceba con el Sevilla y se despide de la UEFA

El Sevilla cosechó hoy en su partido contra el Sampdoria una derrota por un gol a cero que le deja fuera de la siguiente ronda de la Copa de la UEFA, de la que fue campeón en 2006 y 2007, y que llegó para los españoles con la peor de las combinaciones de resultados del Grupo C.

Sobre lo ocurrido en el estadio "Luigi Ferraris" de Génova puede hablarse de mala suerte o simplemente de un exceso de confianza de un Sevilla que, si bien salió al terreno de juego convencido de que tenía delante a un rival que le podía complicar la existencia, finalmente se relajó y dejó hacer a los italianos. Todo tenía a su favor "a priori" el conjunto andaluz: su tercer puesto en la Liga española -empatado a puntos con el Valencia-, su reciente historial en la UEFA y el hecho de que con el empate le bastaba para clasificarse, incluso la derrota, siempre que el Standard de Lieja ganara.

Pero he aquí que los belgas perdieron ante el Stuttgart y el Sevilla dejó que los italianos pasaran por delante de ellos en la clasificación y quedaran finalmente segundos con siete puntos, empatados con los alemanes y uno por encima de los andaluces -finalmente cuartos-. El artífice de la victoria y clasificación italiana fue el argentino Jonathan Bottinelli, sin duda el cambio más acertado que pudo hacer Walter Mazzarri, ya que con poco más de trece minutos sobre el terreno de juego consiguió firmar la sentencia de muerte del Sevilla, que ahora tiene que volver a casa.

El control del partido parecía que caía del lado sevillista tras la reanudación del encuentro, después de una primera mitad igualada, cuando el Sampdoria resurgió de sus cenizas y mantuvo durante bastantes minutos contra las cuerdas a los españoles hasta lograr un gol que sentenció el partido. A partir de entonces el encuentro aceleró su ritmo frenético e hizo aun más vital el papel del jugador número 12, la afición italiana, que animó hasta el final a un equipo que sigue vivo en la Copa de la UEFA tras el complicado choque de este jueves.

Los "tiffosi" genoveses no dejaron en ningún momento de animar a un equipo que consiguió como pudo frenar el empuje sevillista, sobre todo en la primera parte, donde el ritmo frenético del encuentro llevó a los dos equipos a no mantener la posesión del balón y hacer que la pelota cayera al cincuenta por ciento de uno y otro lado. Ambos equipos contaron en la primera parte con algunas ocasiones claras, como la gran oportunidad del Sampdoria, en las botas de Sammarco, quien en el minuto 41 se quedó solo ante Palop, sin conseguir marcar tanto.

Y todo después de que unos minutos antes el brasileño Luis Fabiano llevara el peligro al área italiana con un disparo de cabeza que el portero de la Sampdoria, Castellazzi, supo echar fuera con la punta de las manos. El italiano Cassano, ex jugador del Real Madrid, estuvo muy presente durante la primera mitad del encuentro y continuó haciendo de las suyas durante la segunda parte, en la que creó grandes pases hacia Maresca y Sammarco que ya anunciaban lo que iba a pasar posteriormente.

La banda izquierda fue el mayor peligro que tuvo un Sampdoria que intentó, quiso, y pudo finalmente frente a un rival que quería demostrar que podía continuar su estelar camino hacia el tercer título en la Copa de la UEFA. Tras el partido, el Sevilla vuelve a casa y el Sampdoria continúa su camino en la UEFA, eso sí, después de que sus aficionados dejen de celebrar una victoria en un partido en el que, visto lo visto en el terreno de juego, los andaluces terminaron pagando su intento de pasar por la mínima.