La Liga reduce gastos; Inglaterra los aumenta

Fútbol | Los clubes ingleses, cada día más ricos

La Liga reduce gastos; Inglaterra los aumenta

632 millones de la Premier y sólo 283 en España

La realidad se resume en las matemáticas, o más bien, las matemáticas dictan la realidad. Que la Premier League desbancase a la Liga de los Ases como principal campeonato del mundo era cuestión de tiempo o, más bien, del dinero invertido durante ese tiempo. En el último lustro, los clubes ingleses se han gastado en refuerzos mucho más que los españoles: 2.936 millones de euros contra 1.732. En cifras redondas, un 60 por ciento más. Y la cosa empeora: la tendencia se ha reforzado especialmente este último verano, en el que la Premier League se ha acercado a los 700 millones de inversión en fichajes y la Liga no ha llegado a los 300.

La crisis económica, además, parece haber asustado solamente a los clubes de la Liga, que este año han invertido casi la mitad de lo que lo hicieron el verano de 2007 (541 millones por 283,6). De hecho, el dispendio no sólo se ha producido en Inglaterra: también en Italia se ha gastado mucho más que el año pasado. En la Premier, las previsiones menos exageradas aseguran que tras la reapertura del mercado en invierno se superarán los 900 millones de euros, cifra a la que Inglaterra no llegó hace nueve meses por muy poco. Durante enero de la temporada 07-08, las entidades inglesas invirtieron casi 250 millones de euros (mientras la Liga no llegó a los 30), cifra que sumar a los más de 600 que se habían gastado en pretemporada. Nadie duda de que este año esa cantidad se superará ampliamente.

La llegada de los nuevos propietarios al Manchester City, que no se conforman con haberse gastado hasta el momento más de 100 millones de euros, predicen nuevas inversiones millonarias, casi sin lugar a la equivocación. "Por Cristiano Ronaldo habría que pagar 170 millones de euros y nosotros estamos dispuestos", afirmó, nada más desembarcar en el club, el árabe Al-Fahim. Lo único que aleja del City al portugués son las ganas que tiene de triunfar en un grande, el Real Madrid.

Pero no es sólo el crack luso el objeto de deseo de los de Abu Dhabi. Los primeros rumores han situado a astros de la categoría de Cesc, Kaká, Buffon y Fernando Torres en la nueva órbita ultramillonaria del club de Manchester. Algunos de ellos ya han avisado de que no se irán a un equipo de segunda fila. Pero el dinero es un reclamo demasiado poderoso. En la Premier lo hay, y no sólo no se acaba: cada año, la inversión aumenta exponencialmente. Mientras en España estamos de vacas flacas.