Síguenos

MTB

Xavier Pasamonte: "Intenté saltar de nuevo, pero me vi obligado a dejar el mundo de las bicis"

Dos años después de su accidente en moto el piloto catalán de MTB se sincera en redes sociales y explica los detalles de su 'desaparición' de la escena.

Xavier Pasamonte: "Intenté saltar de nuevo, pero me vi obligado a dejar el mundo de las bicis"
Facebook

Uno de los nombres que sonaban con más fuerza en el mundo del MTB Freestyle hace un par de años era el de Xavier Pasamonte 'Sherwy'. El rider de Barcelona era un referente del Dirt Jump al que no le temblaban las piernas si tenía que darle al Freeride o al Downhill e incluso al BMX.

Un buen día, 'Sherwy' desapareció. O más bien dicho, le hicieron desaparecer. En concreto un chico que se saltó un stop e impactó con su moto -iba circulando a 60/70 km/h- provocando un accidente que acabaría en fractura de húmero, de la vértebra D10 y de las facetas L4 y L5. Además de la lesiones graves también sufrió otras en diversas articulaciones y heridas abiertas (en una de ellas se podía ver la tibia).

"Aunque en un primer momento pensé que se había quedado en un gran susto, nunca pensé que aquel accidente me cambiaría la vida por completo". Así empieza Xavier Pasamonte en Facebook el relato de lo ocurrido. 

El caso es que, en resumidas cuentas, le operaron y al cabo de unos meses seguía con dolores en la lumbar y en la espalda, algo "normal por la curvatura de mi espalda y por el deporte que practicaba", según el doctor. Pero él insistió y acabó en el especialista, quien tras una resonancia vio que tenía la vértebra D10 fracturada y hundida. "Al no haberlo detectado antes, se soldó y reparó mal, pero es que además corro el riesgo de quedarme parapléjico si sufro una caída y se rompe", relata el rider.

Aquí viene la parte más dura de la historia: "Lo intenté. Intenté saltar de nuevo, pero después de saber lo que tenía realmente, me vi obligado a dejar el mundo de la bicis y de practicar cualquier otro deporte de impacto. Siento no habéroslo contado antes pero ha sido muy duro para mí admitir la realidad y saber que ya nada volverá a ser como antes, aceptar que las bicis, para mí, ya se han acabado".

La razón por la que no lo había contado hasta ahora no es otra que "la fata de ánimos", confiesa el piloto de MTB barcelonés, quien añade sin embargo que "la vida sigue y hay que apreciar cada momento, sea bueno o malo, porque vivir es un regalo". Y en este sentido aprovecha para recordar la importancia de "respetar la señales de tráfico, porque yo tengo suerte de seguir vivo, pero nunca sabes qué te puede pasar o a quién puedes herir o matar". Tan duro y directo como cierto.

FInalmente, Xavier Pasamonte 'Sherwy' explica que ha empezado un tratamiento especial para muscular la zona dañada de tal manera que no sienta tanto dolor. Asimismo, agradece el apoyo de familiaros y amigos en estos duros momentos: "Siendo sincero, puedo decir que gracias a ellos estoy aquí, con más ganas que nunca de seguir luchando". Sin olvidarse de los fans "por el cariño que me han transmitido, gracias de todo corazón".

Aunque no sea saltando, será un placer volver a ver a Sherwy, su sonrisa y su sentido del humor pasenado por cualquier parte...