GIRO DE ITALIA

Simon Yates: "Mi relación con el Giro es de amor y odio"

El ciclista británico ganó tres etapas del Giro y fue líder 13 días en 2018, pero no consigue el premio gordo. En 2021 confía en haber aprendido de los errores.

Italia
Simon Yates: "Mi relación con el Giro es de amor y odio"
Jesús Rubio

Simon Yates tiene "una relación de amor y odio con el Giro": "Aquí he vivido días de gloria y otros de auténtica miseria". En 2018 se apuntó tres victorias y portó la maglia rosa durante 13 jornadas. Parecía destinado a conquistar su primera grande… hasta que Chris Froome reventó la carrera en Finestre. "Cometí algunos errores importantes, gasté mucha energía innecesaria y no tomé demasiado en serio a algunos adversarios. Lo pagué caro, porque así funciona el deporte", reflexiona para AS el británico, de 28 años.

En 2019 se presentó en la línea de salida "con cuentas pendientes" después de proclamarse campeón de la Vuelta ante Enric Mas y Superman López. Y no las saldó. Lejos del nivel exhibido en la edición anterior, acabó octavo de la general. "En España cumplí un sueño al vencer en una ronda de tres semanas, pero el Giro me resulta esquivo". Tan esquivo que se convirtió en la edición de 2020 en el primer ciclista en abandonar una de las tres grandes por coronavirus: "Vi pronto que algo fallaba, ya que no me sentía bien. Y efectivamente, me contagié".

Por tanto, en 2021 aspira a "dejar atrás malos recuerdos y cambiarlos por buenos". Yates se presentó en Turín en "una magnífica forma", con una etapa y la general en el Tour de los Alpes como credenciales: "Eso quiero decir que me encuentro en el buen camino, pero tampoco sirve de mucho si no lo confirmas donde más lo deseas". Por tanto, pretende poner en práctica lo que aprendió de las derrotas: "El título se alcanza la última tarde de la última semana. Hay que andar con cuidado, calma e interpretar bien cada jornada. La prueba dura 21 días más dos más de descanso. Me hago mayor, y la experiencia debe valerme para gestionar situaciones y esfuerzos". En su caso, afrontar la crono de Milán con ventaja sobre el resto de candidatos: "Necesitaré lograr un margen en la montaña para adentrarme con opciones en la contrarreloj final".

Simon Yates se estrenó en 2014 como profesional con el maillot del Orica. Siete temporadas después sigue en la misma estructura, ahora con la denominación BikeExchange. Esta campaña no comparte equipo por primera vez con su hermano gemelo, Adam, que fichó por el Ineos. Dispondrán de dos años, lo firmado en sus contratos, para enfrentarse en las carreteras. "Espero que la rivalidad no llegue a las reuniones familiares. Me hubiera gustado que no se marchara, estaba feliz aquí, aunque ese tipo de tren no se deja escapar. Ojalá que nuestros duelos signifiquen un aliciente para los aficionados". En los Juegos volverán a coincidir con un objetivo común: "Nos encantaría colgarnos el oro olímpico".