BeTech: noticias de tecnología

SMARTPHONES

Detectar terremotos con tu móvil: la nueva red de sismógrafos de Google

Google quiere que los smartphones Android puedan funcionar como mini-sismógrafos y alertar de posibles terremotos.

Detectar terremotos con tu móvil: la nueva red de sismógrafos de Google

La Tierra está viva, y siempre en constante cambio. Y una forma que tiene Gea de demostrarnos que es ella y no los humanos la que manda, son los terremotos. Los terremotos ocurren diariamente en todo el mundo, con cientos de millones de personas viviendo en regiones propensas a los terremotos. Una alerta temprana puede ayudar a la gente a prepararse para los temblores, pero la infraestructura pública para detectar y alertar a todo el mundo sobre un terremoto es costosa de construir y desplegar.

La Red de sismógrafos Google

Aprovechando la tecnología actual, en Google “vimos la oportunidad de usar Android para proporcionar a las personas información oportuna y útil sobre los terremotos cuando busquen sobre ellos”, así como poder alertar a una población “unos pocos segundos [antes que suceda] para que ellos y sus seres queridos se pongan a salvo si es necesario”.

La primera medida de su ambicioso plan fue colaborar con el Servicio Geológico de los Estados Unidos (USGS) y la Oficina de Servicios de Emergencia del Gobernador de California (Cal OES) para “enviar alertas de terremotos, impulsadas por ShakeAlert, directamente a los dispositivos Android en California”.

Desarrollado por los principales sismólogos de la nación, el sistema ShakeAlert utiliza las señales de más de 700 sismómetros instalados en todo el estado por el USGS, Cal OES, la Universidad de California Berkeley y el Instituto de Tecnología de California. Y es que unos pocos segundos de advertencia pueden marcar la diferencia para darle tiempo a buscar refugio antes que el temblor de tierra suceda.

Un móvil Android convertido en sismógrafo

Pero cada zona es distinta, y la instalación de una red terrestre de sismómetros como ha hecho California puede no ser factible en todas las zonas afectadas del mundo. Así que en Google se pusieron con la siguiente fase de su plan, usando “el alcance de la plataforma de Android para ayudar a detectar terremotos”.

Y aunque suene un poco raro, a partir de hoy, tu móvil Android puede formar parte del sistema de alerta de terremotos de Android, en cualquier lugar del mundo. Esto significa que tu smartphone puede ser un mini-sismómetro, uniéndose a millones de otros teléfonos Android para “formar la red de detección de terremotos más grande del mundo”.

Mini-sismógrafos

Pero, ¿cómo funciona exactamente esta tecnología? Todos los teléfonos inteligentes vienen con pequeños acelerómetros que pueden detectar señales que indican que un terremoto podría estar ocurriendo. Si el teléfono detecta algo que cree que puede ser un terremoto, entonces “envía una señal a nuestro servidor de detección de terremotos, junto con una ubicación aproximada del lugar donde ocurrió el temblor”.

A continuación, el servidor de Google combina la información de todos esos móviles para averiguar si un terremoto está ocurriendo. Pero para que tu móvil se convierta en un sismógrafo, antes tendrás que descargar la aplicación oficial en la que trabaja Google y darle varios permisos.

Google ha trabajado con expertos en sismología y desastres como el Dr. Richard Allen, el Dr. Qingkai Kong y la Dra. Lucy Jones, para desarrollar este enfoque para la detección de terremotos en todo el mundo. Para empezar, “usaremos esta tecnología para compartir una vista rápida y precisa del área impactada en la búsqueda de Google”. Y cuando busques "terremoto" o "terremoto cerca de mí", encontrarás resultados relevantes para tu área, junto con recursos útiles sobre qué hacer después de un terremoto.

El programa empieza con las alertas de terremotos en California, ya que ya hay un gran sistema basado en sismógrafos. La intención de Google es que durante el próximo 2021 se amplíen las alertas de terremotos en “más estados y países” usando este nuevo sistema con el dispositivo que siempre llevas encima