BeTech: noticias de tecnología

CONTRASEÑAS

1 de cada 2 españoles usa siempre la misma contraseña, ¿tú también?

No aprendemos: el 50% de internautas en España repite password en todo, desde su email hasta la cuenta del Banco.

1 de cada 2 españoles usa siempre la misma contraseña, ¿tú también?

Es como un círculo vicioso: Sabes que ya has usado la misma contraseña en muchos sitios distintos, en cuentas, servicios y plataformas. Debes crear una nueva pero acabas re-usando la de siempre con una mínima (o ninguna) variación. Y si esa contraseña ya ha sido comprometida, si una plataforma o servicio que usas ha sido hackeado, entonces ese password ya no te vale.

Y en un ciberataque a otro servicio puede comprometer otras cuentas tuyas porque lo has reutilizado. ¿Te pasa esto? A ti y a medio país literalmente.

La mitad de España reutiliza la misma contraseña

Un estudio entre más de 1.500 personas llevado a cabo por la compañía experta en ciberseguridad, Panda Security -autora del veterano Panda Antivirus-, señala que en España solo el 18% de los usuarios de Internet le da la importancia debida a la seguridad de sus contraseñas para acceder a plataformas digitales. 1 de cada 2 españoles no cambia nunca sus contraseñas de acceso a Internet, o lo hace tan poco que es muy probable que los datos de acceso a su correo electrónico estén disponibles en algún directorio de la Dark Web.

El 90% de las contraseñas que los usuarios consideran seguras, como la combinación de ocho dígitos o alternar entre mayúsculas y minúsculas, no son robustas. Esto es así porque cualquier ciberdelincuente ‘amateur’ puede descifrarlas con herramientas disponibles en la Dark Web.

Repetir el password en el Banco, muy grave

Una cosa es que tengamos cuentas en varias webs y correos que compartan la misma contraseña, lo que ya de por sí es potencialmente dañino. Pero más peligroso es el resultado del informe que señala que el 50% de los internautas españoles accede con la misma contraseña a su correo electrónico, a su Banco o a sus redes sociales. O bien utiliza una variación que hace su acceso vulnerable al ingenio de un ciberdelincuente.

Sin duda una práctica peligrosa en el caso de la información bancaria, por los riesgos económicos para el usuario que implica. Según Panda Security, “La realidad es que la sociedad en general no es del todo consciente de la importancia [de la seguridad online]”. 

Spambots

Prueba de ello es el auge del uso de ‘spambots’ entre los ciberdelincuentes. Se trata de programas destinados a la generación de correos basura o “spam”, para analizar las credenciales de sus víctimas y detectar patrones de vulnerabilidad. De hecho, el estudio de Panda Security refleja que algunas de las contraseñas más vulnerables son combinaciones sencillas, secuencias consecutivas, repeticiones de un dígito o palabras simples como “password”, “1234” o “12345678”. Un gesto que les pone las cosas muy sencillas a los hackers.