BeTech: noticias de tecnología

GOOGLE

Cómo te protege Google de la piratería

Cómo te protege Google de la piratería

La multinacional cómo lucha contra el contenido fraudulento en Google, YouTube la tienda Android, etc.

Presente desde que el mundo es mundo, la piratería encontró un filón en Internet, fuente inagotable semana tras semana de intentos de timos Phishing, de hackeos a nivel individual o global como Wannacry, de malware y ransomware en el móvil, estafas por WhatsApp, por eMail, etc, Internet ha abierto las puertas a un mundo lleno de oportunidades para los creadores, sus comunidades y la industria de contenidos. El alcance y la velocidad de la Web permiten acceder a más música, películas, deportes y entretenimiento que nunca, así como compartir ese contenido. Pero, lamentablemente, la evolución de Internet también ha supuesto la expansión de la piratería online.

Google, el mayor gigante de la Red hoy por hoy -por encima de Facebook dado todo lo que abarca e indexa-, ha querido usar el espacio que le brinda su blog oficial para contarnos de qué forma combaten a diario la lacra de la piratería en los diferentes frentes que tienen abiertos, ya sea eliminando apps de código malicioso en la Play Store de Android o retirando direcciones URL del buscador Google. Echémosle un vistazo a estos frentes uno a uno:

En el buscador Google

La herramienta que hizo nacer a Google y la convirtió en lo que es a día de hoy, en el buscador Google.com los propietarios de contenido pueden enviar reclamaciones de infracción de derechos de autor través de los formularios web que Google pone a su disposicón. Cuando reciben muchas notificaciones válidas relacionadas con un sitio web, sus algoritmos de clasificación del Buscador disminuyen su nivel. Cada semana “disminuimos el nivel de 500 sitios web. Además, hemos retirado por completo del Buscador más de 3000 millones de URL que infringían derechos de autor”.

En la plataforma YouTube

La reina de los contenidos en Streaming e impulsora social -el consumo de los contenidos, los YouTubers-, Google ha invertido en YouTube más de 100 millones de dólares en Content ID, una herramienta de gestión de derechos de autor que compara el contenido que los usuarios suben a YouTube con una gran base de datos de material protegido por derechos de autor. Si detecta una coincidencia, los propietarios del material en cuestión pueden hacer un seguimiento de él, monetizarlo o retirarlo. Esto les permite controlar su contenido y beneficiarse de una fuente de ingresos totalmente nueva.

En la tienda Android de móviles Google Play

La tienda oficial para aplicaciones Android, según Google “nuestras políticas prohíben las aplicaciones que infringen los derechos de autor, fomentan el streaming ilegal o intentan engañar a los usuarios suplantando la identidad de otras aplicaciones”. Además, los creadores y los propietarios de derechos de autor que encuentren contenido que infrinja sus derechos en Play pueden informar a Google de ello. La combinación de estas dos medidas, política de Google y la ayuda de la comunidad de usuarios, ayudó a que en el pasado año 2017 Google retirara “más de 250.000 aplicaciones que infringían nuestras políticas”, un número tan espectacular como preocupante de malware que traspasó la seguridad y consiguió llegar a la Play Store.

¿Menos piratería en la Red?

“Evitamos que el contenido robado genere ingresos publicitarios. Hemos retirado de nuestra red publicitaria más de 91.000 dominios que hacían un uso inadecuado de material protegido por derechos de autor. La mayoría de ellos se detectaron gracias a nuestro proceso de revisión proactivo antes de que pudieran obtener ingresos de ningún anuncio”. Y es que el contenido pirateado resulta mucho menos interesante cuando es fácil encontrar alternativas legítimas. Por ello, Google mejora constantemente el Buscador “para que los usuarios encuentren de forma rápida fuentes de contenido auténticas, como opciones de streaming legales y horarios reales de sesiones de películas en su zona”.

El gigante aduce que estas acciones parecen tener efecto: en todo el mundo ha disminuido la piratería en Internet, mientras que aumenta el gasto en contenidos legítimos en todas las categorías. Una buena noticia sin duda, aunque sabemos que la lacra de la piratería sigue dando guerra.