Actualidad

Cancelan la distribución Omega Labyrinth Z en España

Fran García narfm

Omega Labyrinth Z fue prohibido en varios países europeos.

[Actualización] GAME España cancela la distribución del juego en nuestro país

GAME España ha dicho a MeriStation lo siguiente: "El lanzamiento de OMEGA LABYRINTH Z en GAME España se ha cancelado por decisiones comerciales".

Así pues, dado que ellos iban a distribuirlo en exclusiva, finalmente no tendremos la venta física del juego en nuestro pañis.


PQube, la editora británica encargada de distribuir Omega Labyrinth Z en Europa, ha eliminado el juego para PS4 y PS Vita de su página web (vía Censored Gaming) tras haber sido prohibida su distribución en Reino Unido, Alemania y Australia.

En el juego el jugador debe explorar mazmorras controlando a un grupo de chicas a las que les crecen los pechos conforme suben de nivel y que ofrece como recompensa a lo largo de la aventura varios minijuegos donde se debe tocar a las chicas.

En marzo, el organismo de calificación por edades británico (Video Standards Council Rating Board) publicó un comunicado explicando por qué no otorgaban calificación al juego, causando la prohibición de su distribución física en el país.

"El juego es explícito en su escenario en un entorno 'escolar' y la mayoría de los personajes son chicas jóvenes - una de las niñas se muestra como una estudiante de 'primer año' y se le ve sujetando un osito de peluche. El juego claramente promueve la sexualización de niños a través de la interacción sexual entre el jugador y los personajes femeninos. El estilo [artístico] del juego es tal que atraerá a una audiencia por debajo de la edad de 18".

"Hay un serio peligro para gente influenciable, como por ejemplo niños y gente joven viendo el juego, de que puedan concluir que la actividad sexual representada es un comportamiento sexual normal. Hay un tema constante de insinuación sexual y actividades a lo largo del juego que sugieren comportamientos de normalización de actividad sexual en torno a los niños. Como una recompensa obtenida por hacerse camino por el juego exitosamente, el jugador tiene los medios para estimular sexualmente los personajes femeninos usando o un mando a distancia o una pantalla táctil".

El VSC prohibió el juego alegando que "tiene el potencial de ser significativamente dañino en términos del desarrollo social y moral de la gente joven en particular", que debido a la estética del título, serían atraídos por él, según el organismo.

Al VSC le siguieron el organismo de calificación por edades Alemán (USK) y Australiano (AFC). Mientras tanto, el PEGI, que opera en el resto de Europa, otorgó al juego una calificación +18 y marcó que contiene contenido sexual. El ESRB estadounidense le otorgó la misma calificación, remarcando su "violencia fantástica, desnudos parciales y contenido sexual"; este organismo describe uno de los minijuegos en los que se debe tocar a las niñas: "un minijuego interactivo requiere que los jugadores toquen iconos de corazón localizados en las partes del cuerpo de los personajes femeninos (por ejemplo, pechos, nalgas, muslos); durante estas secuencias, los personajes hacen gemidos sexuales y son mostradas desvelando su ropa (por ejemplo, estotes profundos, nalgas parcialmente expuestas), poses provocativas (por ejemplo, piernas extendidas, nalgas saliendo cerca de la pantalla, personajes atados), y situaciones insinuantes (por ejemplo, una mujer desnuda cubierta de postres)". Concluyen diciendo que el éxito en el minijuego acaba con la niña perdiendo la mayoría de su ropa o mostrando cuerpos desnudos ocultados por objetos u efectos.

Varias tiendas están cancelando las reservas del juego

La web Play-Asia, que iba a distribuir la edición europea de Omega Labyrinth Z, no va a volver a poner a la venta el juego y ha comenzado a cancelar las reservas realizadas con anterioridad. "Nuestra decisión de no admitir reservas de estos productos es debido a nuestra incapacidad para confirmar el stock de nuestro distribuidor. Desconocemos la causa directa de este problema", ha dicho un representante de la tienda al medio TechRaptor.

La distribuidora del juego en Occidente, Pqube, ha respondido en Twitter a varios usuarios preocupados por la plausible no distribución del juego después de que este fuera eliminado de la web oficial de la compañía. "No mantengas el silencio sobre esto. La gente ya ha reservado tu juego, toma la responsabilidad y explícales qué está pasando", decía un usuario de la red social que la única respuesta oficial que ha recibido es: "Literalmente no podemos decir nada hasta que podamos decir algo así que nuestras manos están atadas aquí".

En Norteamérica el juego no tiene aún una fecha de lanzamiento prevista a pesar de que sí ha sido calificado por el ESRB, por lo que también se duda sobre si llegará al público estadounidense.

En España el juego será distribuido, hasta nuevo aviso, en exclusiva por GAME, donde aún permanecen disponibles para reservar tanto la versión de PS4 como la de PS Vita. Nos hemos puesto en contacto con la tienda sobre el caso, pero aún esperamos respuesta.

Hasta que PQube se pronuncie, Omega Labyrinth Z tiene una fecha de lanzamiento fijada para el 30 de junio en PS4 y PS Vita.