BeTech: noticias de tecnología

Minar bitcoin

Islandia usará más electricidad en minar bitcoin que en sus hogares

paisaje islandia

En 2018 se destinará más energía a minar bitcoin en Islandia, que para abastecer los hogares de la región.

Hace un rato hablábamos de como la minería de bitcoin o de criptomonedas es una de las actividades que mayor auge está experimentando en los últimos meses. Sin embargo, nada ilustra mejor este crecimiento que ver como es posible que un país como Islandia dedique más electricidad a minar bitcoin en este año, que en abastecer los hogares de la región.

Y es que al parecer la minería de Bitcoin está tan en auge en Islandia que los proveedores de energía están preocupados de que no sean capaces de satisfacer las necesidades de nuevas compañías mineras. Y es que todo apunta a que pronto se usará más electricidad para minar bitcoins de la que usa para alimentar todas las casas del país.

La energía utilizada por el mercado minero bitcoin de Islandia está experimentando un "crecimiento exponencial" y los centros de datos pueden usar más energía que todas las casas del país en 2018, señala Johann Snorri Sigurbergsson de la compañía de energía islandesa HS Orka en declaraciones a la BBC. La situación, además de ser llamativa, es peliaguda, pues el propio portavoz de la compañía afirma que HS Orka “no tendrá suficiente energía” para alimentar numerosos centros de datos que se han propuesto de cara al futuro.

Se estima que las herramientas de minería bitcoin de Islandia actualmente usan alrededor de 840 gigavatios por hora de electricidad para alimentar los equipos y sistemas de refrigeración cada año. Esto supone un consumo un 20% superior al de los hogares, pues las casas islandesas usan alrededor de 700 gigavatios hora al año.

Un lugar ideal para minar

¿Por qué Islandia tiene tanta minería de criptomonedas? Los expertos detallan que el país nórdico cuenta con condiciones únicas que lo convierten en “La Meca” de la minería de este tipo de monedas virtuales. Variables como su clima frío, la energía barata y las redes de alta velocidad han convertido a Islandia en el paraíso de la minería de criptomonedas. El hardware de minería genera grandes cantidades de calor, y el clima frío de Islandia durante todo el año ahorra a las compañías costes adicionales de control de temperatura.

Ante tal auge de esta actividad, el gobierno islandés ya se ha puesto a trabajar para “regular” este tipo de nuevas actividades. Para empezar ya se ha propuesto gravar las ganancias obtenidas por las compañías mineras bitcoin con el fin de que gran parte de este minado repercuta en las arcas públicas del país.