BeTech: noticias de tecnología

"NEVERA, VEN AQUÍ"

El mejor invento para ver el fútbol: una nevera que viene al llamarla

El mejor invento para ver el fútbol: una nevera que viene al llamarla

¿Quieres una birra pero no levantarte? Llama al frigorífico y acudirá igual que el perro con esta nevera Panasonic.

No hay nada como la emoción de acudir a un evento deportivo en directo. El ambiente del estadio, la energía de la gente allí concentrada y esa emoción en el aire. Pero por más que nos guste no podemos ir todas las semanas, ni menos desplazarnos de país o continente para ver cosas como un partido de la NBA o de fútbol americano. Para sustituir eso tenemos la comodidad de nuestro salón, el sofá, la TV, los aperitivos y toda la parafernalia que haga falta.

 

El mejor invento para ver el fútbol

Pero existe un enemigo del hype que es capaz de fastidiarnos el buen rollo por unos segundos. Y eso es que se acabe la comida o la bebida, lo que exige levantarse del sofá, reponer contenidos sacándolos de la nevera y volver. ¿No sería maravillosa la vida en esos momentos si la nevera pudiese venir a nosotros en vez de tener que ir nosotros a ella? Pues puede, PUEDE, porque la multinacional japonesa Panasonic ha creado la nevera inteligente definitiva: una que acude cuando se la llama, y viene de la cocina al salón y luego vuelve a la cocina.

Llamada bien poco originalmente Movable Fridge, examinándola de cerca es poco más que una nevera de estas de hotel pegada a un robot-aspiradora inteligente de esos que van patrullando por la casa, y con una interfaz de voz añadida al conjunto más sensores para detectar por dónde va. Pero eso la convierte en la primera nevera movible y encima autónoma, que como vemos en el vídeo puede moverse por la casa cuando le decimos el comando de voz “Fridge, come here (nevera, ven aquí)”. Y todo ello sin dañar otros muebles por chocar contra ellos ni aplastar al perro de camino al salón.

Un concepto, de momento

¿La mala noticia? Que lo presentado por Panasonic es “un concepto“ de momento. Pero uno que tiene pinta de ser un estándar para dentro de un par de décadas (seamos realistas) porque este Movable Fridge es en primer término una gran solución para personas mayores, de movilidad reducida o gente que ha tenido un accidente y está convaleciente en casa. La idea es que el sensor de escaneo del aparato sea tan bueno que no choque con nada, y el sensor de voz reconozca órdenes de lejos. ¿Lo veremos? No se sabe, puesto que no sabemos a ciencia cierta cómo serán las cocinas domóticas de dentro de 20 años, pero ¿y lo que mola la idea?