BeTech: noticias de tecnología

IDIOMAS INSTANTÁNEOS

Integra un traductor profesional para tus correos en Gmail

Integra un traductor profesional para tus correos en Gmail

El servicio Lingviny permite integrar en Gmail la posibilidad de enviar correos traducidos de forma profesional y automática a otros idiomas.

De nuevo nos topamos con un servicio que se integra en Gmail y ofrecerá, seguramente para muchos, la salvación cuando tengan que comunicarse con alguien en una lengua que no dominan. Bien es cierto que no es gratis, pero seguramente muchos habrán pensado ya en ese momento en el que dijeron "¡pagaría lo que fuera por un traductor decente en estos momentos!"

Es lo que ofrece Lingviny, un servicio para Gmail que se presenta como la "forma más fácil de enviar correos en un idioma extranjero". No lo neguemos, en la España del "inglés nivel medio", lo más socorrido es echar mando de Google Traductor. Es cierto que en inglés se maneja bastante bien el servicio de la empresa de Mountain View pero ¿y si tenemos que mandar algo en alemán, sueco o chino?

Es lo que realmente será útil a la hora de utilizar este servicio que, una vez instalado, nos aparecerá como un botón al lado del de enviar. Al pulsarlo es cuando nos ofrece la posibilidad de elegir el idioma de la traducción que queremos hacer y a partir de ahí se enviará el correo, indicándonos el precio de la traducción.

Útil, pero no es gratis.

Y es que no es gratis este servicio. Para probarlo tenemos 2 correos o 150 palabras gratis, para lo que después habrá que comprar créditos en la página web de la compañía. Aproximadamente cuesta una traducción a 6 céntimos de dólar por palabras y 9 céntimos de dólar por palabra la que se está preparando con traductores expertos en diferentes materias.

La traducción, dependiendo de lo largo que sea el correo, suele llegar al destinatario en unos 30 minutos, por lo que no hay que ponerse nerviosos si vemos que tarda en recibir la persona que nos interesa el correo que le llegará en su lengua materna.

Evidentemente, si hablamos de un uso personal, el coste es algo elevado pero puede ser interesante para pequeñas empresas que necestan de una traducción puntual de un correo concreto. Por otra parte, ya en términos de seguridad, aunque la compañía asegura que se trata todo con la mayor discrección, lo mejor es no utilizar este tipo de servicios si lo que estamos enviando es una información sensible o con datos personales. Sería una importante irresponsabilidad.