Actualidad

Nace NeoSaga Game Studios, nueva desarrolladora española

Joaquín Relaño

Su primer proyecto rendirá homenaje a las grandes recreativas de antaño.

Puede que el Gobierno Español no ofrezca tanto apoyo a la industria del videojuego como sucede en otros países, pero los estudios ubicados en este tan difícil país continúan luchando contra viento y marea para sacar adelante sus proyectos, bastante notables en la mayoría de los casos como pudimos comprobar recientemente gracias al Zack Zero de Crocodile Entertainment.

El último estudio de nuevo cuño que intentará abrirse camino en la industria responde al nombre de NeoSaga Game Studios, se encuentra ubicado en Barcelona, y pretende dar a luz un primer proyecto de lo más ambicioso. Ya con solo vislumbrar el logo de la compañía podemos adivinar que el estilo old school forjado en los inolvidables salones recreativos de antaño y templado en las consolas y ordenadores de 8 y 16 bits se encuentra muy presente en las mentes de estos nuevos desarrolladores.

Su primer juego, The Chainbreakers: Fight for Freedom, rendirá homenaje a clásicos de la talla de Final Fight, Streets of Rage o Vendetta, tratándose de un brawler callejero (o “yo contra el barrio”, como era conocido por estas tierras) dotado de gráficos bidimensionales en alta definición (los desarrolladores prometen una resolución nativa de 1080p), un modo aventura con leves tintes RPG, un planteamiento no lineal y una trama compleja con varios personajes protagonistas.

Dado que el proyecto se encuentra en un estado inicial de desarrollo, aún habrá que esperar para ver las primeras muestras palpables de su jugabilidad. Desde NeoSaga planean tenerlo listo para dentro de unos 2 o 3 años, con distribución tanto física como digital planeada para las principales consolas de sobremesa del mercado (correspondiendo ya éstas seguramente a la próxima generación de sistemas domésticos, es decir Wii 2, Xbox 3 y PlayStation 4), sin descartar sistemas portátiles o PC en un futuro.