Resident Evil: Revelations, Impresiones

Survival horror clásico aderezado de una trama emocionante, exploración exhaustiva, puzles, y lo mejor de la acción directa de Resident Evil 4 y 5, todo ello con el efecto 3D más poderoso que ha mostrado hasta la fecha Nintendo 3DS. ¿Se necesitan más pistas para confirmar que este Resident Evil dejará huella? Habiendo probado los tres primeros actos, cualquier duda oscura que quedara se dispersa. Bienvenidos a Terragrigia y el crucero a la deriva Queen Zenobia.

Survival horror clásico aderezado de una trama emocionante, exploración exhaustiva, puzles, y lo mejor de la acción directa de Resident Evil 4 y 5, todo ello con el efecto 3D más poderoso que ha mostrado hasta la fecha Nintendo 3DS. ¿Se necesitan más pistas para confirmar que este Resident Evil dejará huella? Habiendo probado los tres primeros actos, cualquier duda oscura que quedara se dispersa. Bienvenidos a Terragrigia y el crucero a la deriva Queen Zenobia.

Ya veníamos siguiendo de cerca la evolución de este Revelations, el Resident Evil llamado a compensar y fortalecer a todos los fans de la marca más importante de los videojuegos en materia de zombis y acción. Un producto fan service de estas características debe brillar con luz propia, recoger claves jugables olvidadas y saber adaptarlas a las nuevas propuestas y técnicas, a la par que ofrece un argumento sólido e interesante. La ambición era alta, la expectación también, pero este exclusivo de 3DS acaba de confirmarnos que será un imprescindible para los seguidores de la saga y uno de los mayores Triple A de la portátil para estas primeras semanas de 2012. Nintendo, su distribuidora, confía en el producto que Capcom tiene entre manos y ya nos ha dejado comenzar de cero una partida a la versión prácticamente final del juego, pudiendo explorar todas sus opciones, el arranque de la trama central, escuchar el doblaje al castellano o conocer parte del plantel de novedades que hasta hoy se desconocían.

Este Resident Evil es importante también porque será el cartucho con el efecto 3D más agresivo y marcado de todo el catálogo de 3DS hasta la fecha, sumergirá al jugador en una atmósfera de terror tridimensional como nunca habíamos experimentado, con mucha sensación de relieve y profundidad en todo lo que muestra la pantalla superior siempre que podamos colocar su selector de 3D en la casilla "Muy Fuerte", la tercera de tres modalidades de visionado estereoscópico que elegiremos desde su menú de Opciones y que estarán disponibles desde que subamos al máximo el nivelador de la propia consola. En las escenas cinemáticas, no obstante, el efecto se mantiene a nivel "Normal", correcto pero no tan llamativo como el "Muy Fuerte". También, Revelations será el primer juego de 3DS que permitirá el uso del Circle Pad Pro, el segundo stick acoplable de la consola, modificando por completo la experiencia de juego ya que girar las cámaras o moverse y disparar (algo fundamental en una mecánica como la de este título) será más sencillo gracias a esta palanca adicional. También desde Opciones seleccionaremos un modo de control u otro.

Terragrigia y el ataque definitivo

Umbrella, Raccoon City, el Virus-T... todos estos nombres claves en la franquicia de juegos no aparecen en el arranque de Revelations, que se enmarca varios años después de los incidentes centrales. Este cartucho nos tiene preparadas muchas sorpresas, empezando por Terragrigia, una ciudad futurista autosuficiente y sostenible, la utopía hecha realidad de la sociedad avanzada y con un diseño arquitectónico lleno de edificios rascacielos y enormes cristaleras trazando las calles. Veltro, un grupo bioterrorista antisistema destapa una letal infección en la urbe, creando en pocas horas el caos absoluto. La pandemia zombi vuelve a producirse y ante la desbordante situación el Gobierno solo ve como posible vía de actuación efectiva la erradicación total de la desarrollada ciudad, con un ataque devastador desde el espacio. Chris Redfield lo tiene muy claro en cuanto conoce el triste final que le espera a la población de Terragrigia: "otra vez como en Raccoon City..."

Más fuerzas y nuevos personajes van entrando en escena ante este primer marco desolador para esta nueva aventura. Desde los primeros minutos de juego se nos presenta una vez más a Jill Valentine y a Parker Luciani, miembros de la BSAA, una ONG con intenciones de rescate y pieza esencial de esta historia. Pero la misión de ambos comienza por buscar a Chris Redfield y Jessica Sherawat, desconectados de la señal central horas antes. Todo apunta a que están en un enorme crucero en mitad del Mediterráneo, el Queen Zenobia, y es aquí donde arranca el juego tras poner sobre la mesa todos estos personajes, tramas y organismos, elementos que irán entrelezándose en un argumento digno de las mejores series del género y que está repleto de referencias a los juegos de la marca. Por supuesto, la narrativa es ágil y espléndida, con flahbacks, elipsis y cambios de eje perfectamente intercalados, contándonos la intrigante historia desde el punto de vista de los cuatro personajes. Desde el segundo capítulo, empiezan las sorpresas.

Precisamente, uno de los atributos que más llama la atención de RE: Revelations en relación a los RE clásicos es la variedad de escenarios que visitaremos, todos confeccionados a la antigua, con un mapa que iremos desbloqueando por zonas y donde tendremos que explorar concienzudamente para encontrar esa llave que abre aquella puerta de antes o ese emblema que nos da acceso a aquel pasillo recién despejado, todo ello mientras recogemos escasa munición y plantas verdes curativas para una salud bastante vulnerable y que, estando baja, nos emborrona y ensangrenta la pantalla, reduciendo molestamente la visibilidad. Aunque al ver los planos de cámara en vista desde el hombro y apuntado en subjetiva pueda recordar mucho a RE 4 y 5, lo cierto es que este juego tiene más de los clásicos, pero también intercala zonas de disparo puro y duro casi sin descanso o escenarios más abiertos de exteriores o grandes salones donde no hay tanta sensación de claustrofobia y pasillismo. En definitiva, en cuanto a mecánicas y esceanrios, variedad. Un equilibrio genial entre talante retro e implementación de las últimas ideas. Funciona de maravilla en un título pensado para portátil. Hasta el resumen antes de cada capítulo y partida -"Anteriormente en Resident Evil Revelations..."- o el guardado (automático en checkpoints o desde el menú en cualquier momento) funcionan en relación a la concepción de videojuego para ratos cortos que es.

Más disparos, menos balas

Como decíamos, una mecánica tan tradicional de juego implica la recuperación total del concepto survival horror. Revelations demuestra que esta fórmula todavía es posible, la ha recogido de una manera admirable y, al menos en estas primeras tres horas, es un título muy divertido y efectivo. Para empezar, la exploración va a ser un concepto clave, apoyada ahora sobre todo en el escáner Génesis, un artilugio que ocupa las dos manos del personaje pero que nos permite registrar sustancias infectadas, identificar items ocultos de interés, crear vacunas a partir de los análisis víricos, y otras posibilidades. Es una pieza vital en este Resident Evil, se sincroniza y amplía poco a poco y tendremos que usarlo con asiduidad, también podemos avanzar mientras contemplamos el escenario con éste activo, localizando objetos invisibles. Al ocupar las dos manos del personaje, buscar el momento oportuno para hacer un barrido con este visor especial no será tarea fácil ni podremos disparar si está equipado (con un toque de cruceta). No gasta casillas de inventario en la pantalla táctil, por cierto destinada al mapa, inventario de armas y la mayoría de los puzles, a resolver casi todos tocando en distintos minijuegos.

Junto a la pistola o par de pistolas, escopeta, rifle de francotirador, ametralladora, cuchillo o granadas, los personajes en esta entrega dispondrán también de un vasto arsenal de trampas, como minas claymore, señuelos que atraen la atención de los infectados y explotan fuertemente cuando los detonemos, bombas de gas... La escasez de munición y las situaciones límite en las que se pondrá a Jill, Chris y compañía harán que tengamos que tirar de todo lo disponible, ya lo hemos podido comprobar en solo tres capítulos. Jugando sin Circle Pad Pro, el apuntado también es bastante cómodo y podremos disparar mientras avanzamos. La visibilidad de la mirilla láser es total, ya que hasta podemos configurar el color del rayo-puntero, eligiendo entre rojo, verde, azul o blanco, al menos a priori. Todas las armas podrán mejorarse con hasta diversas perks o mejoras intercambiables y que asignarles. Mayor daño, mayor munición en cargador, menor tiempo de recargado, alcance, capacidad de zoom, estabilidad... Hay muchos paquetes de mejoras de armas escondidos por los escenarios que visitaremos, y recogerlos y llevarlos hasta los baúles de mejora será una tarea imprescindible si queremos salir con vida de los acontecimientos y, sobre todo, los jefes finales, una vez más totalmente temibles, difíciles y que nos dejarán sin balas ni hierbas como no midamos cada paso y tiro.

Por otra parte, hay movimientos evasivos rápidos, patadas a enemigos noqueados, saltos desde alturas o distancias largas, pasos laterales al disparar, giros súbitos, accesos directos para objetos... No hemos visto abuso de QTEs salvo el pulsar repetidamente el botón X cuando un rival nos agarra. Es apreciable cómo Capcom ha buscado muy a conciencia la mejor experiencia jugable posible también en materia de control, con un manejo más que satisfactorio y pleno, que gana aún más enteros con el segundo stick anclado a la máquina. En Revelations será importante también saber usar el entorno, como las puertas y ascensores que llevan a otras zonas, los elementos que puedan resultar letales -como una TV encendida donde empotrar a un zombi o bombonas inflamables- o las barandillas, escaleras y desniveles por donde arrojar enemigos de un empujón o esquivo a tiempo.

El uso del plano, mostrado en 3D, que girar y acercar libremente, y con buena señalización de puntos de interés como puertas cerradas, baúles para personalizar las armas u objetivos que alcanzar, es constante. Como en las entregas de antaño, tendremos amplias localizaciones a nuestra disposición pero al pasar de unas salas a otras se producirán eventos, cortes de camino y giros en la trama, por lo que llegar a un punto concreto no será una tarea fácil ni predecible, y nos obligará a pasar varias veces por un mismo sitio, buscar con esmero... Los personajes no siempre van acompañados, aunque la IA de nuestros aliados temporales es fantástica y nos sacará de más de un apuro cuando tengamos que abatir a monstruos fuertes o grupos dispersos y numerosos. Eso sí, no podremos darles ninguna orden ni hay ataques conjuntos, al menos por lo que hemos presenciado de momento, en torno a una quinta parte de la aventura central. Cabe recordar que además tendrá modalidad cooperativa para dos jugadores en línea, las llamadas misiones Raid, acción e historias paralelas al modo central.

Es emocionante comprobar cómo una franquicia tan grande y alabada como Resident Evil sabe volver a sus orígenes con este talento. Revelations tiene buenas ideas y recuperación de todos los símbolos que han marcado los juegos durante estos quince años. Posee claras señas de superproducción, como el notable doblaje al castellano de todas las voces, la espectacularidad de algunas cinemáticas y momentos o el uso intensivo del efecto 3D. Gráficamente hoy no es ninguna sorpresa, pero raya a un nivel extraordinario también. Hemos tenido varias tomas de contacto con este gran exclusivo de la portátil de Nintendo, pero ahora, versión prácticamente final en mano, no podemos más que confirmar que, al menos en el arranque y casi tres primeras horas de juego, algunos de nuestros deseos como seguidores de las aventuras de Jill, Chris, Wesker y compañía se cumplen. Si mantiene la experiencia, es lo suficientemente larga, sabe cerrar una trama así de intensa y no falla en el resto de sus modalidades, este cartucho que llegará en pocas semanas puede ser una fascinante sorpresa y otro potente rehabilitador de catálogo como Super Mario 3D Land o Zelda: Ocarina of Time 3D, no cabe duda.

Resident Evil: Revelations

Resident Evil: Revelations es una nueva entrega de la franquicia de Capcom desarrollada para Nintendo 3DS en 2012 y que llega a PlayStation 3, Xbox 360, Wii U, PlayStation 4, Xbox One, Nintendo Switch y PC, tanto en formato físico como en digital, con mejoras gráficas y de sonido, así como la inclusión de logros y trofeos. Los eventos tienen lugar entre Resident Evil 4 y Resident Evil 5 y muestran los primeros pasos de la BSAA con Chris Redfield y Jill Valentine.

Resident Evil: Revelations