Dragon Ball Ultimate Tenkaichi

Bolas de energía, Súper Guerreros y todas esas cosas tan tradicionales del otoño videojueguil desde hace algunos años vuelven a reunirse de nuevo bajo el título "Ultimate Tenkaichi". Pero esta vez parece que habrá motivos para alegrarse y abrazar un proyecto que puede acabar bien: la recuperación de la mecánica de Budokai Tenkaichi potenciada por los sistemas de la presente generación. ¿Volverá Spike a conseguir que brille la creación de Toriyama?

La creación más célebre de Akira Toriyama parece no haber encajado demasiado bien en la presente generación de consolas. Los tres últimos juegos 1vs1 basados en la licencia Dragon Ball han dejado un sabor de boca agridulce a los aficionados a pesar de que el primero, Burst Limit, ha probado -en perspectiva- ser más digno de lo que parecía, habiendo ganado fans con el tiempo. Curiosamente es el único que no ha tenido secuela, algo que si ha ocurrido con el soso Raging Blast, cuya segunda entrega no mejoraba demasiado la anterior. Las promesas siempre están ahí pero ahora parece que Spike y Namco Bandai quieren recuperar la magia de la saga Budokai Tenkaichi y adaptarla a los tiempos que corren, siendo el resultado de su intento Dragon Ball Z: Ultimate Tenkaichi, previamente conocido con el nombre en clave Dragon Ball Game Project: AGE 2011.

Las dudas siguen existiendo pero que regresen a la mecánica de juego más aceptada entre las comunidades de fans es una buena señal, aunque más de uno se conformaría con una aparición en HD y modos online de Budokai Tenkaichi 3, sin necesidad de volver a reiniciar la saga de nuevo. Porque básicamente Ultimate Tenkaichi partirá de esa base volviendo a contar otra vez la historia de los saiyan y su llegada a la Tierra en busca de Kakarot (Goku), y aparentemente el segundo arco de los androides, con Cell como última parada. Los personajes que se han confirmado por ahora pertenecen a estas etapas del manga/anime, incluyendo alguna aparición sacada de las películas/OVAs, como el monstruo Janemba, y curiosamente se ha confirmado la presencia de Majin Boo, aunque la ausencia de otros personajes de su arco argumental hacen sospechar sobre si estará o no disponible en el modo historia. También se ha confirmado que por primera vez en tres años se recuperarán a personajes de Dragon Ball GT aunque lamentablemente se ha dicho que no habrá ninguno de la Dragon Ball original (cuando Goku y Krillin entrenaban con Mutenroshi).

La plantilla que se conoce por el momento sigue así, contando básicos y transformaciones. Claro está, esta aún podría crecer con el paso de los meses hasta la llegada del juego a las tiendas a finales de octubre del presente año: Goku (normal, SS, SSJ2, SSJ3), Goku de GT (SSJ4), Vegeta (normal, SS, SV, SSJ2), Vegeta Scoutre (normal, Ozaru), Gohan niño (normal, Ozaru), Gohan joven (normal, SSJ, SSJ2), Gohan (normal, SSJ, SSJ2), Piccolo, Krilin, Tenshinhan, Saibaman, Nappa, Recoome, Capitán Ginyu, Freezer (2ª forma, forma final, 100% poder), Trunks del futuro (con espada), C-18, Janemba, Broly (SSJ Legendario), Trunks del futuro -guerrero- (nornal, SSJ, Super Trunks) y Majin Boo (normal y forma final). La cifra total dista de igualar a la de Budokai Tenkaichi 3 pero aún es pronto para emitir juicios, con dos grandes eventos aún por tener lugar (Gamescom -agosto-, Tokyio Game Show -septiembre-) y en los que a buen seguro tendremos nueva información sobre el título.

Una de las cosas que Spike quiere potenciar es el modo historia, haciéndolo esta vez más cercano al del anime. Para lograr su objetivo se han introducido una serie de cambios que incluyen ángulos de cámara mucho más espectaculares, con la inclusión de tomas desde puntos menos tradicionales, o un sistema de destrucción de elementos mucho más orgánico. De esta forma, podrá destrozarse prácticamente todo el escenario, lo que incluye montañas, edificios o el propio suelo, e incluso los Kamehameha cortarán el cielo, creando cráteres en la superficie otros ataques equiparables. A esto se le une la inclusión del llamado "Impact Break", para generar la destrucción masiva previamente citada y que, esperemos, se quede en más que una promesa y funcione por fin como lo hacía en la serie. Los escenarios de ésta y de los juegos no son excesivamente complejos a nivel de detalle, por lo que no hay excusa posible.


El modo principal se potenciará también no sólo a nivel visual, sino creando combates contra jefes mucho más espectaculares. Por lo que se ha visto, la batalla contra Janemba recuerda a los final battles de Marvel vs Capcom (su tamaño es muy superior al de Goku), debiendo golpearle en momentos justos para ir subiendo por su cuerpo. Todo esto se realiza a través de comandos de reacción (los tan recurrentes Quick Time Events) que en este combate concreto se muestra más común de lo habitual, debiendo pulsar largas series de botones. A diferencia de otras veces, fallar un comando no rompe la cadena completa del QTE, sino que la animación sigue y lo que varía (de acertarlos todos o no) es el daño final realizado por el ataque. Según cifras oficiales, habrá al menos una quincena de escenas animadas de esta índole, con batallas contra jefes de gran tamaño. Una de ellas será Vegeta transformado en Ozaru, que por fin tendrá su tamaño real en lugar de ser reducido.

Jugabilidad
No serán estos los únicos añadidos, de hecho Ultimate Tenkaichi presume de introducir una buena cantidad de nuevas mecánicas que se incorporarán, como se ha dicho con anterioridad, al sistema de juego estandar de Budokai Tenkaichi. Para poner en situación a quien nunca probó un título de la saga, decir que se basaba en la libertad del personaje y que permitía recorrer escenarios de gran tamaño, con un sistema de batalla bastante arcade pero rico en posibilidades y una cámara siguiendo al personaje con angulares, al contrario que los beat'em ups tradicionales, limitados a enfocar de frente. Todo esto se mantendrá, añadiendo la destrucción de escenarios previamente citada o los comandos de reacción, que lejos de estar disponibles sólo en combates contra jefes harán acto de aparición también en las batallas regulares y podrán utilizarse en ciertos combos.

Otra de las novedades afecta al propio sistema de control, que se ha redefinido para hacerlo más directo y accesible, continuista con respecto a Budokai Tenkaichi, aunque se ha prometido que esto no hará perder al juego su profundidad. Por tanto habrá movimientos especiales, duelos de proyectiles (en los vídeos de la Comic Con se han podido ver los clásicos enfrentamientos de Kames), técnicas básicas y posibilidad de hacer contras, teletransporters, persecuciones y prácticamente todas las acciones que suelen ser coto privado de las adaptaciones de Dragon Ball. La desarrolladora se ha mostrado un poco críptica a la hora de detallar otras novedades, aunque se espera que al menos regresen los modos tradicionales paralelos a la campaña (survival, arcade, versus), etc. ¿Otros añadidos? Una velocidad de combate superior que permitirá pasar de batallas entre corto y largo alcance. Por ahora la cosa no pinta mal.

La última de las novedades que se ha comentado por ahora es la inclusión del "Creador de personajes". Dragon Ball Z.: Ultimate Tenkaichi permitirá al jugador crear a su propio guerrero (o guerrera) utilizando todo tipo de "partes" como peinados, tipos de cuerpo, rasgos faciales, movimientos, transformaciones, etcétera. Sería un detalle que todo esto pudiera usarse también a través del PlayStation Network y del Xbox Live, aunque por ahora no hay nada que indique lo contrario. No hemos hablado demasiado de las opciones de juego online pero tampoco han sido detalladas, así que toca esperar a nueva información relativa a modos de juego y sobre todo, feedback del rendimiento de los servidores.

Primera impresión
Dragon Ball Z: Ultimate Tenkaichi promete recuperar el que hasta ahora ha sido el mejor ejemplo de traslación de la serie a los circuitos de una consola, junto al de Budokai 3. Lo que tenemos asegurado son combates más cinematográficos y mecánicas de juego válidas, algo que no ofrecía prácticamente nunca Raging Blast. Lo que se suma es esperanzador: un creador de personajes y un modo historia más profundo, con batallas contra jefes de gran tamaño que, eso sí, no podrán ser controlados por el usuario. No se puede tener todo pero lo que hay de momento es llamativo, más que lo ofrecido en los últimos años. Un menos de un mes, durante la Gamescom, podremos probarlo y traeros nuestras impresiones de primera mano. Hasta entonces queda rezar para que por fin la obra de Toriyama brille de verdad en la presente generación de consolas.

Dragon Ball Z: Ultimate Tenkaichi

En este nuevo juego de Dragon Ball se apuesta por controles rediseñados, escenarios destructibles y un completo modo historia que narrará los combates más épicos jamás vistos en la serie.
Dragon Ball Z: Ultimate Tenkaichi