Spider-Man: Edge of Time

Nuestro vecino y amigo Spiderman prepara su regreso con una nueva historia que nos invita a viajar entre el presente y el pasado. Peter Parker y Miguel O'Hara vuelven a aunar sus fuerzas en una aventura de la que dependerá su propia existencia.

De todos los anuncios que se podían esperar de la WonderCon, el de un nuevo Spiderman es, posiblemente, el menos espectacular de todos ellos. No porque el trepamuros no sea un personaje interesante, ni porque no queramos volver a disfrutar de las aventuras de nuestro amigo y vecino, sino porque era más que evidente que muy pronto se anunciaría una nueva entrega. Durante esta generación hemos disfrutado de entregas de Spiderman casi anuales, y la propia Activision anunció tras el último capítulo (Spiderman: Shattered Dimensions) que la desarrolladora del mismo, Beenox, sería la encargada oficial de realizar los videojuegos del héroe de Marvel a partir de entonces. Por tanto, era solo cuestión de tiempo volver a ver a uno de los superhéroes más famosos del planeta en acción.

El videojuego en cuestión es el trigésimo que protagoniza Spiderman y, en gran medida, se nota la mano de Beenox ya que bebe mucho de Shattered Dimensions a muchos niveles. Con el título de Edge of Time, volvemos a estar ante un juego de acción y plataformas protagonizado por diferentes Spiderman. Curiosamente, en algún momento se llegó a comentar que este título llevaba en desarrollo desde antes del propio Shattered Dimensions, lo cual lleva a plantearse los motivos del parecido que guardan los juegos entre sí. Sea como fuere, Shattered Dimensions fue un título notable e interesante a muchos niveles, cuyo legado en Edge of Time puede dejarnos con novedades satisfactorias.

Si a grandes rasgos, en un primer vistazo, Edge of Time recuerda sobremanera a Shattered Dimensions es porque a nivel de mecánicas y apartado técnico repite muchas ideas de la entrega anterior. Sin embargo, el tiempo transcurrido ayuda a dar la impresión de que se parte de la misma base pero se pulen todos los aspectos para ofrecer un título más cuidado, mejor planteado y con una presentación más satisfactoria. Lógicamente, es una impresión primigenia propia de las primeras imágenes que se han podido ver del título, pero que anima a que los amantes del hombre araña tengan fe en que este nuevo capítulo no se limitará a emular a su predecesor y dé un paso adelante en la fórmula, lo cual podría ser muy bueno.

Argumento
El elemento más importante de todos los juegos de Spiderman suele ser el argumento; no siempre porque sea enrevesado y cargado de giros inesperados, sino porque es la historia lo que nos presenta el planteamiento propio de ese capítulo. Por poner algunos ejemplos recientes, en Amigo o Enemigo, Spiderman se aliaba con sus rivales más conocidos; en El reino de las sombras, había una invasión de simbiontes; o en Shattered Dimensions debían colaborar los Spiderman de cuatro dimensiones diferentes. El argumento siempre ha sido para Marvel la excusa que planificaría el desarrollo del cómico, película o videojuego, explotando todas las ideas que pudiesen funcionar dentro de ese contexto planteado.

No se puede negar que el propio título del juego, Edge of Time, permite que todo amante del hombre araña se pueda hacer una idea clara sobre lo que le espera dentro del disco: viajes en el tiempo, protagonizados por el Spiderman de la actualidad y el Spiderman de 2099. No en vano, Amazing y 2099 son los únicos Spiderman de los cuatro que vimos en Shattered Dimensions que comparten una misma línea temporal. Dicho de otra manera, la supervivencia de uno está intrínsecamente ligada a la existencia del otro en el futuro, y precisamente este será el eje central de la aventura: el Spiderman de 2099 deberá evitar el destino aciago que le espera a su versión del pasado.

Por tanto, podremos ponernos en la piel de Peter Parker (Amazing Spiderman) y de Miguel O'Hara (Spiderman 2099), e iremos cambiando de línea temporal constantemente para poder avanzar. Según parece un científico de Alchemax ha descubierto un modo de regresar al pasado y hacia allí se dirige con el objetivo de eliminar a Amazing Spiderman; la colaboración entre ambas líneas se antoja fundamental para la supervivencia, sobre todo porque se hace un planteamiento de avance directo, sin líneas paralelas. Dicho de otra manera, todo lo que Amazing Spiderman haga tendrá repercusiones en el año 2099, ya que estará cambiando el futuro al actuar siguiendo unas indicaciones diferentes a las que hubiese seguido de no tener la ayuda de 2099. Eso sí, se trata de cambios menores que no afectarán demasiado al gran orden del universo.

Así, por ejemplo, si Amazing Spiderman destruye un prototipo de un robot en el presente, dicho ente no existirá en la época de Miguel O'Hara, lo cual supondrá muchos dolores de cabeza menos para el personaje (y el jugador) en 2099. Lo que todavía se desconoce es el grado de implicaciones que pueda suponer esta dinámica de juego; es decir, si el jugador tendrá la posibilidad de tomar sus propias decisiones o si todos los cambios estarán motivados e indicados de tal manera que se permita el avance en la aventura. Sea como fuere, la clave principal del título, al igual que en casi todos los juegos del trepamuros, es la acción directa con algunos toques de plataformas. Y en ese aspecto es donde nos encontramos los grandes parecidos con Shattered Dimensions.

Tal es así que, desde fuera, podrían confundirse ambos títulos en un examen rápido. No se puede negar que se ha reutilizado (o adaptado) el motor de la entrega anterior, solo que limitándolo a dos líneas temporales en vez de a cuatro universos, algo que permite que cada uno de los héroes explote más sus habilidades. Estas, sin embargo, son las mismas que las del título anterior; obviamente hay nuevos escenarios y enemigos, pero serán las diferencias más notables en un producto que, por lo demás, bebe directamente de la misma dinámica. Eso sí, según se promete se está trabajando para pulirla mucho y eliminar todos aquellos errores que se le achacaban a Shattered Dimensions.

Desde luego, sí que se puede observar que estamos ante un título con un mayor nivel de detalle, mucho más pulido en todo lo que respecta al apartado gráfico pese a los pocos cambios realizados (el mundo de Amazing Spiderman es colorido y cargado de vida, mientras que en el de 2099 predomina el neón al igual que en Shattered Dimensions). Esperemos que Beenox se atreva a dar un paso adelante en la jugabilidad y los personajes evolucionen un poco y nos presenten nuevas habilidades y dinámicas de combate. Desde luego, potencial no le falta a la producción para alcanzar un nuevo estándar en las aventuras del hombre araña. Veremos si lo consigue.

Saltos temporales
No falta mucho para el lanzamiento de Edge of Time (llegará a finales de este mismo año), pero aún son abundantes las incógnitas que giran a su alrededor, como es lógico al tratarse de un título recién anunciado. Sin embargo, es muy fácil hacerse una idea de qué esperar a priori, gracias al extremo parecido que guarda este capítulo con el último que disfrutamos, Shattered Dimensions. Por el momento se antoja como un juego que parte de la misma base técnica y jugable para narrarnos una historia diferente, presentarnos situaciones distintas y pulir todos los aspectos que se criticaron de la anterior incursión del hombre araña en nuestras consolas. Habrá que esperar a ver qué ofrece en su versión final, pero en una primera apreciación, el juego promete volver a estar a un buen nivel.

Spider-Man: Edge of Time

Spider-Man y Spider-Man 2099 deberán unirse en este juego de acción para corregir la línea del tiempo para evitar la muerte de Peter Parker
Spider-Man: Edge of Time