Super Mario Galaxy 2, Impresiones

Super Mario Galaxy se convirtió por méritos propios en el mejor juego de Wii. De igual modo también se situó entre los títulos más brillantes de la actual generación de consolas. Ahora repite en la consola de sobremesa de Nintendo con la firme intención de demostrar quién es el verdadero rey del mundo del videojuego. Probamos nuevos niveles y detalles en exclusiva.

En noviembre de 2006 los orgullosos poseedores de una consola Wii se sintieron aún más afortunados de su elección a la hora de elegir un sistema de videojuegos gracias a un fontanero chaparro y regordete, Mario. El 16 de ese mes llegó Super Mario Galaxy a nuestro país y se convirtió por méritos propios en un título de juego obligado por todos aquellos que disfrutan de verdad del ocio interactivo. No en vano, todos y cada uno de los juegos protagonizados por Mario han sido verdaderas joyas, merecedoras de tantos elogios que el léxico castellano no alcanza a abarcarlos todos.

El caso es que dentro de pocos meses tendremos una continuación de este título, con Super Mario Galaxy 2. Concretamente será el 11 de junio cuando los jugadores europeos (los americanos nos sacarán ventaja, teniendo disponible el juego e l 23 de mayo) podremos volvernos a poner a los mandos de Mario en una nueva aventura genial, epica y, sobre todo, divertida. Hemos tenido la ocasión, en exclusiva, de probar cinco nuevos niveles y así descubrir algunos nuevos detalles de este más que prometedor título nacido de la mente del genial Shigeru Miyamoto.

Con este título la gente de Nintendo ha tratado de respetar la línea marcada por el juego original, aunque en esta ocasión pretende hacer un homenaje mucho más obvio a anteriores apariciones del fontanero de rojo. De esta manera, aunque se respetan las líneas generales de Super Mario Galaxy en cuanto a sistema de juego, se ha remozado la experiencia para que no se considere a este título como una simple extensión de lo que los jugadores de Nintendo Wii ya han experimentado.

Para en el título original teníamos un castillo que habíamos de explorar para entrar en los distintos mundos. En Super Mario Galaxy 2 tenemos desde el inicio un gigantesco planeta jardín con la forma de la cabeza de Mario, que hace las veces de Sandbox, puesto que encontraremos distintos retos en él. A su vez también sirve como lugar de reunión para diversos personajes que se irán dando cita en este planetoide según vayamos avanzando en el desarrollo de la historia. Se trata de una nave espacial con timón de mando para empezar a surcar las galaxias creadas específicamente para la ocasión.

La navegación entre ellas también cambia, mostrándose de una manera mucho más simple, a través de un mapa. De una manera similar a la que pudimos ver en Super Mario Bros 3 o Super Mario World, iremos eligiendo de manera casi lineal el siguiente nivel que queremos afrontar. Habrá momentos en que encontraremos bifurcaciones e incluso elementos interactivos que se activarán con nuestro paso (como puede ser el caso de grandes estrellas de bits que explotarán al contacto, engordando automáticamente nuestra cuenta de estos ítems).
Incluso será posible viajar entre las distintas galaxias existentes sin tener que volver al planeta Mario, usando los atajos y nexos de unión que encontraremos en esta nueva interfaz. Por lo que pudimos observar, cada uno de los mundos tendrá un mínimo ocho niveles, siendo el último de estos una visita a alguno de los castillos de Bowser, con su correspondiente (y espectacular) combate final.

El primer nivel que pudimos probar recibe el nombre de Puzzle Plunk Galaxy, y se trata de un escenario al más puro estilo bricomanía, con sierras circulares cortando las plataformas por las que nos movemos mientras avanzamos por el nivel. La novedad que se presentó en esta porción del juego fueron las nuevas medallas de estrella, que servirán para desbloquear estrellas de poder. No será necesario buscarlas hasta la extenuación dado que se encontrarán por lo general a simple vista, teniendo cada una de ellas un pequeño reto que superar. Por ejemplo, en el momento que cogimos esta primera medalla la plataforma que la soportaba empezó a caer, obligándonos a reaccionar con rapidez para no caer al vacío. Otra constante en este mundo hace honor a su nombre, puesto que presentará pequeños puzles que debemos superar para continuar nuestro avance.

La siguiente parada de nuestro viaje nos llevó a nivel llamado Rock and Rolladillo y fue además el momento de desvelar uno de los nuevos trajes de Mario: de roca. Cogiendo la seta rocosa podremos convertirnos en una piedra esférica y comenzar a rodar por el nivel casi como haríamos si encarnáramos a Samus Aran en Metroid. En este modo arrasaremos con la mayor parte de enemigos que encontremos, con el único problema de que no será posible frenar durante nuestra transformación, con lo que el reto es aguantar sin caer por el borde de los planetas.

En este nivel pudimos además disfrutar de varios minijuegos apoyados en el traje. Así nos convertimos en bola de bolos e incluso participamos en un particular pinball. Pero el momento más espectacular fue el enfrentamiento con el jefe final del nivel, un armadillo gigante cuyo punto débil se situaba en sus nalgas. Este encontronazo tiene lugar en un pequeño planeta esférico cuyo suelo permite ver el otro lado de astro. De esta manera se disputa una lucha de bolas, con Mario rodando mientras busca la retaguardia del armadillo, que a su vez basa sus ataques en distintas embestidas rodantes.

Tras este momento nos trasladamos a Twin Fall Hideaway, un mundo acuático similar a los que pudimos ver en Nintendo 64. Aparecerán varios enemigos nuevos y nos desplazamos haciendo uso de una concha verde que servirá como propulsor para los momentos subacuáticos. Sin embargo la sorpresa de este nivel es otra, y es que al pulsar un interruptor el agua se volverá hielo, cambiando la mecánica de esta parte de Super Mario Galaxy.
Con el líquido elemento cristalizado Mario podrá patinar sobre la superficie del planeta, realizando incluso filigranas más propias del patinaje artístico que de un juego de plataformas. Además, en estos momentos veremos como nuevas zonas serán accesibles, dada la recién estrenada solidez del agua, permitiendo de esta manera nuestro acceso a lugares de cualquier otro modo inaccesibles.

De aquí saltamos a un nivel bidimensional en el que nos reencontramos con el traje de abeja de Mario. Esta zona recibía el nombre de Honeybloom. La novedad en este caso era la aplicación de este disfraz en una jugabilidad al estilo más clásico de la saga. Las peculiaridades de esta vestimenta no son nuevas, permitiendo a Mario realizar vuelos cortos entre plataformas y desapareciendo al entrar en contacto con el agua. Los enemigos son una amplia variedad de plantas, reapareciendo algunos enemigos clásicos de la saga.

La última parada de nueva visita al universo de Super Mario Galaxy 2 nos llevó a un mundo fantasmal llamado A Glimmer of Bulb Berry. Aquí pudimos montar una vez más a lomos de Yoshi, tal y como os describimos en nuestro anterior avance, pudiendo usar sus peculiares capacidades para superar los distintos retos a los que nos enfrentamos. El detalle que se reveló de la jugabilidad de este título fue una nueva variedad de fruta, de color dorado, con la capacidad de alumbrar las zonas oscuras para mostrarnos el camino a seguir durante breves instantes. La fuerza de este poder va decreciendo, obligándonos a avanzar de manera atropellada antes de quedar completamente a oscuras y a merced de los enemigos a nuestro alrededor.

En este nivel pudimos observar (más bien oir) un nuevo guiño a anteriores iteraciones de esta saga, dado que la música que enmarcará nuestro tiempo en esta zona es la que ya pudimos oir en el nivel Ghost World de Super Mario World. Las mecánicas de juego de este nivel resultan sorprendentes, teniendo algunos giros a soluciones clásicas que a buen seguro satisfarán a todos los fanáticos del personaje fetiche de Nintendo.

Detalles como la historia que enmarcará al juego todavía son un enigma. De igual modo, durante la demostración hemos visto detalles de la jugabilidad que aún no pueden ser revelados, por esto creemos que el chorreo de información va a ser constante durante los próximos meses, hasta acabar de pintar el lienzo de la próxima aventura de Mario. Esperemos que sea, una vez más, una verdadera obra maestra. Ya ‘sólo' queda un par de meses para comprobarlo con nuestros propios WiiMotes…

Super Mario Galaxy 2

Secuela de Mario Galaxy para Wii, con novedades y la presencia de Yoshi.
Super Mario Galaxy 2