Warhammer 40,000

En un universo donde el humo de la guerra nunca se marcha, la tierra enrojece con la sangre y las estrellas no anuncian sino el peligro de una batalla de razas que luchan por la supervivencia. Hay cientos de formas de morir y sólo una para alcanzar la gloria: la victoria.

En un universo donde el humo de la guerra nunca se marcha, la tierra enrojece con la sangre y las estrellas no anuncian sino el peligro de una batalla de razas que luchan por la supervivencia. Hay cientos de formas de morir y sólo una para alcanzar la gloria: la victoria.

Tras una exitosa experiencia de manos de Capcom, que ha sabido transportar con buenas formas la magia de un juego como Los Colonos de Catán a una máquina de bolsillo, las mentes pensantes de Nokia buscaban otro juego de mesa de renombre capaz de llevar nuevos jugadores a su máquina. Y si pensamos en juegos de mesa hay uno que destaca por encima del resto por su solera, su calidad y, sobre todo, por su amplísima base de usuarios: Warhammer.

Para los menos iniciados al universo Warhammer, los propios desarrolladores han mencionado en varias entrevistas que no será necesario tener un fuerte background en el sistema jugable y que cogiendo por primera vez la consola seremos capaces de ponernos a los mandos y disfrutar sin mayor complicaciones, aunque no por ello olvidarán a los expertos jugones que tengan una completa colección de figuras en casa. Warhammer 40,000 tendrá modos de juegos y capacidad de divertir a todos los públicos.

Tú, orco; yo, eldar

Para los seguidores del universo Warhammer 40,000 decir que el juego contará con cuatro razas para escoger: los orcos capaces de llevar la masacre y el caos a todos los rincones del cosmos; los marines espaciales y los marines del caos, defensores de la humanidad; y los místicos eldars. Aunque parezcan pocas, cada raza tendrá cuatro variaciones que las diferenciarán, sumando un total de 16 combinaciones distintas para que no caigamos en el aburrimiento.

Una vez elegido el bando debemos luchar por la supervivencia de nuestra raza en un juego de guerra basado en turnos. El modo historia goza de cuatro amplias campañas además de una interesante historia entrelazada, lo que suma un total de 60 mapas diferentes y 5 entornos distintos:  hielo, industrial, desierto, volcánico y jungla. Con estas cifras no podemos negar que el modo solitario de Warhammer 40,000 será bastante completo. Para seguir la acción dispondremos de varias vistas, desde la área, que será más que útil para preparar la táctica, hasta la cercana, para disfrutar en primer plano de los detalles más cruentos de la batalla.

Cada uno de los 60 mapas disponibles tendrá sus propios objetivos, por lo cual la estrategia a seguir en cada uno de ellos variará significativamente. En algunos tendremos que golpear lo más rápido posible y huir a nuestro escondite (hit and run); en otros buscar al enemigo y acabar con sus unidades (seek and destroy). Sin olvidar otras misiones como sabotaje, asesinato, destrucción, limpieza... Además de construir nuestras propias fuerzas podremos salvaguardarlas para futuras batallas; y no será pocas las unidades disponibles, ya que el número rondará el centenar.

Pero si por algo se ha hecho famoso el universo Warhammer es por su capacidad de disfrutar con otras personas, amigos o desconocidos, y por ello en N-Gage el multiplayer estará más que presente.

Potencia multijugador

Pocos son los títulos que pueden presumir de sacar el máximo partido a las posibilidades online de N-Gage, pero Warhammer 40,000 no se va a subir a ese carro. Al igual que los grandes como Pathway to Glory, Pocket Kingdom o los próximos Ikusa Islands y High Seize, el título de THQ Wireless aprovechará al máximo el GPRS. Nada de limitarse a rankings online y descargas; esta vez no. Tendremos partidas online para dos jugadores usando un sistema por turnos.

Al igual que usando la conexión bluetooth, dos personas podrán competir simultáneamente usando la conexión online de la consola y a través del portal N-Gage Arena. Tanto en batalla en equipo como compitiendo en solitario el uno contra otro. Sin olvidar el hot-seat, con el que dos jugadores con una sola consola podrán competir igualmente, pasándose el uno al otro la máquina cuando les toque la vez. Para la ocasión se han preparado más de 20 mapas de escaramuza con las que demostrar a tus rivales humanos quién es el que manda. Además el juego contará con un editor de mapas, si bien no nos han dejado muy claro si tendrá unas opciones completas o simplemente servirá para crear escenarios aleatorios.

Pero la cosa no para ahí y el resto de opciones online habituales de los últimos títulos para la portátil finlandesa estarán presentes en Warhammer: podremos desbloquear nuevas unidades que añadir a nuestros potentes ejércitos; también se podrá consultar el ranking mundial con las mejores puntuaciones y records del resto de jugones y por supuesto, acceder al foro del juego para intercambiar trucos, comentarios y experiencias con otros aficionados.

Warhammer 40,000 llegará a nuestras consolas el próximo mes de marzo, acallando así las voces que no auguraban a N-Gage mayor futuro que las navidades del 2005. Los buenos aficionados a los juegos de mesa y al universo Warhammer tienen un motivo más para esperar con ansias la próxima primavera. Mientras tanto seguiremos alerta e intentaremos ofreceros más información a medida que se acerque su fecha de lanzamiento al mercado.

Warhammer 40,000

Versión portátil del clásico de sobremesa Warhammer
Warhammer 40,000