Minna no Golf PSP, Impresiones

El único que ha eclipsado a Ridge Racers, el "juego bandera" de salida de PSP es... un juego de golf. Pero no es un juego cualquiera, es un título que engrandece la diversión y que hace honor a sus hermanos mayores que han sido editados para PS2. Bienvenidos al reino de los greens de Minna no Golf, o lo que es lo mismo: el hermano portátil de "Everybody's Golf".

La salida a la venta de PSP en Japón se presentó con una línea de lanzamiento de títulos no muy completa, y de los que había tampoco muchos eran atractivos. Sin embargo, juegos como 'Ridge Racers', 'Lumines' o el que nos ocupa hoy, 'Minna No Golf' -más conocido por estos lares como 'Everybody's Golf' o 'Hot Shots Golf' sí han sabido llevarse la atención de los usuarios. De entre los más vendidos, Minna No Golf se ha desvelado como el más exitoso, por encima de monstruos visuales como el arcade automovilístico de Namco.

Minna No Golf, con su aspecto desenfadado y divertido, sigue el estilo marcado por sus antecesores en PS2. Personaje super-deformed unidos a un desarrollo directo y espectacular. Esto no esconde en ningún momento un motor físico realmente trabajado y realista, donde los golpes pueden tener más o menos efectos visuales, pero el peso, velocidad, fuerza y dirección de la bola interactúan de forma muy convincente con el viento, corte del green y orografía del terreno. Minna No Golf, para entendernos, es muy simulador, aunque sus personajes parezcan dignos de un arcade.

Debido a los problemas con los menús del juego -en completo japonés- nos ha llevado bastante tiempo poder desentrañar casi todas las opciones y modos de juego del título de Clap Hanz, pero se ha desvelado como uno de los juegos más largos y rejugables que ha tenido PSP hasta ahora -que tampoco es mucho decir, la verdad-, hace ya poco más de un mes de su salida a la venta. Además, su conexión wifi para partidas multiplayer eleva la jugabilidad a momentos muy divertidos y tensos entre dos o más jugadores.

Gráficamente este título se nos presenta como uno de los más bonitos, coloristas y espectaculares que hay ahora mismo en PSP. Los escenarios, además de grandes, son muy variados y con grandes diferencias entre los 6 distintos campos que posee el UMD. La integración de los archivos planos de fondo con el campo del engine3D es otro de los detalles que mejor apariencia dan al juego, dando como resultado unos escenarios realmente bellos. Detalles como el paso de nubes dependiendo de la velocidad del viento, ráfagas que pasan a ras de césped o los variados efectos especiales al golpear la bola son prueba más que suficiente de que se ha cuidado el título de forma especial.

El motor3D nos deja ver, además, travellings espectaculares, replays desde distintas cámaras -que pueden cambiar en medio del vuelo de la pelota sin la más mínima ralentización-, animaciones de los personajes muy divertidas y como decíamos antes, un motor físico digno de cualquier simulador de golf de primera línea. Es un título que además tiene detalles divertidos, como las quejas de las montañas o las rocas cuando la pelota golpea en ellas, animaciones graciosísimas de los jugadores cuando fallan, o cómo corren y llegan antes que la bola al lugar donde ésta se parará. Gráficamente, como decimos, es muy muy completo.


En cuanto a jugabilidad, encontramos el típico sistema de golpeo de siempre. La barra de potencia que utiliza tres toques de botón O para empezar el balanceo, dar potencia y dar efecto a la bola. El stick analógico lo podremos utilizar, pero simplemente para observar el campo. También tendremos algún detalle arcade, como el uso de Cuadrado para dar un toque extra de potencia a la bola, representada por una estela de fuego. Los 6 campos de que dispone el juego -en total 108 hoyos para llegar a controlar de forma total- nos dan muchas variables para rejugarlos, ya que el cambio de viento, el efecto o la superficie pueden variar muy mucho el resultado de un hoyo -que no se colocan siempre en la misma posición dentro del green-, haciendo que vayamos desde un eagle a un doble bogey si no nos andamos con ojo (alguien ha conseguido un albatros? Yo estoy en ello... XD).

En cuanto a modos de juego, tendremos dentro del modo single player opción para entrenar, jugar un campo en particular, modo challenge, entrenamiento y practicar el putt. Incluso podremos grabar y ver repetidos nuestros mejores hoyos dentro de la opción VTR. El multiplayer requerirá otro jugador y otra PSP -por lo menos- para sacarle partido. No entendemos cómo no han puesto un modo multiplayer por turnos en una misma consola, cuando lo normal es que lo incluyese. Realmente es uno de los pocos errores que le vemos al juego.

 

La Golf Shop es la tienda donde podremos canjear los puntos que vayamos consiguiendo en los diferentes modos de juego. Hay muchos ítems por desbloquear, desde jugadores hasta prendas, palos, pelotas, gafas, peinados, trajes,... en fin, que podemos darle muchas horas al swing y al putt hasta conseguir todos los ítems que queramos. No hay peligro de aburrirse en ningún momento... más aún cuando gracias a las variadísimas opciones de combinaciones, podemos ponerle la ropa femenina a los personajes masculinos, lo cual puede dar momentos graciosísimos según qué animaciones y con qué personajes.

 

Por lo que hemos visto hasta ahora, la versión japonesa de 'Everybody's Golf' nos ha sorprendido muy gratamente, tanto visual como jugablemente, con el único -y gordo- lunar de no permitir el juego de varios jugadores en una misma consola. Esto podría entenderse como una forma más de 'obligar' a los japoneses a comprarse más PSP para poder jugar en grupo pero, vista la escasez de consolas... por qué?. De cualquier modo, cuando tengamos la versión europea del título, la analizaremos exhaustivamente para que sepáis todo lo que encierra el título, y si posee modos de juego nuevos o cualquier otra característica, os lo haremos saber.

Everybody's Golf

Sony hará debutar a otra de sus sagas más carismáticas en PSP. Aunque en Europa y concretamente en España Hot Shots Golf no tiene un tirón excesivo, en Japón y USA es todo un clásico del deporte de los palos y la bola.
Everybody's Golf