Actualidad

Pre-E3: Forza Motorsport: ¿el Gran Turismo de Xbox?

Joan Isern Meix

Microsoft desarrolla un ambicioso juego de conducción con muchas opciones de personalización.

Si esta mañana hablábamos de Juiced, esta noche Microsoft ha destapado un nuevo y ambicioso título de conducción, aunque en este caso será una exclusiva para su consola verdinegra desarrollada por un estudio interno de Microsoft. El juego saldrá en invierno de 2005 en todo el mundo y se llamará Forza Motorsport. Microsoft promete carreras muy realistas y enormes posibilidades de personalizar los coches, desde compactos deportivos de serie hasta prototipos de Le Mans, aunque todos los modelos podrán mejorarse para obtener rendimientos superiores y adaptarse a los gustos de cada piloto. Como es de esperar de un título desarrollado por Microsoft para Xbox, no faltarán las partidas multijugador en Xbox Live.

/es/node/ArrayLa variedad de coches está asegurada con modelos de más de 60 fabricantes, como Mazda, Nissan, Mercedes-Benz, Honda, Ferrari, Chevrolet, Porsche, BMW o Dodge. A partir del modelo inicial, después podremos añadir kits, spoilers, faldones, luces y hasta repintar la carrocería con motivos deportivos y logotipos. Pero la personalización no se limita a la cara: también podremos cambiar el motor, los frenos, el ratio del cambio de marchas, la temperatura y la presión de los neumáticos, y un largo etcétera. El realismo no es una bravata de Microsoft. Aseguran que han contado con el asesoramiento de ingenieros especializados en automóviles para lograr una simulación sorprendente, tanto en los efectos de los choques como en el desgaste por el kilometraje. Así por ejemplo, los neumáticos y la suspensión serán diferentes en función de la temperatura, de los cambios de presión, de la carga aerodinámica y de la transferencia de peso.

/es/node/ArrayPero todo esto no sería nada atractivo si corriésemos por un circuito ovalado en medio de un desierto, así que Microsoft prepara escenarios que irán desde el circuito de Nurburgring Nordschleife hasta las calles de Rio de Janeiro, que combinarán velocidad y realismo. Tampoco sería nada divertido correr en solitario, aunque las opciones de Xbox Live ya son un gran alivio, pero los desarrolladores quieren ofrecer más posibilidades para los que no puedan o quieran correr online. La solución tiene nombre propio: Drivatar. Esta tecnología revolucionará la inteligencia artificial, según Microsoft, acercándola al estilo de conducción de cada jugador. Así, el jugador podrá entrenar a sus rivales nuevas técnicas de conducción, que después ellos podrán usar contra nosotros o enseñar, a su vez, a otros jugadores virtuales controlados por la consola.

La guinda de todo el pastel será el motor gráfico, que mostrará todo tipo de reflejos, luces y sombras con modelos de coches muy detallados y antialiasing. El engine 3D simulará efectos propios de las cámaras de televisión, como la profundidad de campo, los rayos de luz o el efecto de lente. El pavimento tendrá irregularidades, podremos ver manchas de aceite o marcas de neumáticos, y hasta los muros de protección se rayarán en los choques.

Forza Motorsport

Microsoft quiere plantar cara a Gran Turismo con este ambicioso título con soporte Xbox Live, un potente motor gráfico y gran realismo.
Forza Motorsport