Excitebike 64 (Nintendo 64)

Juego de carreras de motocross basado en el popular juego de NES.

Nintendo, sigue en su línea de recuperar viejas glorias y clásicos de la "casa", para luego darles un lavado de cara, respetando eso sí, las altas cotas de jugabilidad de las que hicieron gala anteriormente. Prueba de ello es el "remake" que la compañía Left Field ha realizado y que Nintendo España, poniendo toda la carne en el asador, espera que sea la gran baza de la compañía para este verano con permiso de Game Boy Advance.

Excitebike 64, clásico por excelencia de los juegos de motos, fue creado para la NES hace ya 15 años, en 1985, y después remasterizado para GameBoy y en Super Nintendo, en una versión protagonizada por Mario y compañía, y que era exclusiva del malogrado periférico del Satellaview. Por tanto, se trataba un juego en el que debíamos dirigir nuestra motocicleta sorteando los diversos obstáculos que se nos presentaban, con la ayuda de unos "nitros" o "turbos" que hacían más fácil la tarea del jugador. Todo ello amenizado por unos sobrios gráficos, en los que veíamos en un segundo plano, al público que era un bitmap repetido hasta la saciedad y, en un primer plano, la pista por la que circulaba la moto. Pero lo que sí enganchaba era la diversión, los altos niveles de jugabilidad que presentaba el juego o la posibilidad de jugar a dobles y de crear tus propios mapeados, eran otras de las opciones que aumentaban el número de adictos a Excitebike.

Left Field, responsables del alabado NBA Courtside han incorporado nuevas opciones que ya han encandilado desde hace casi un año al público estadounidense, respetando eso sí, los modos del clásico creado por la gran N.

Season: El leitmotiv de E64 se estructura en tres tipos de medallas: bronze, silver y gold. Cada vez que terminemos una de estas temporadas desmantelaremos la siguiente en la que habitan trazados mucho más enrevesados y complicados si cabe. De hecho, podremos llegar a tomar parte en hasta 20 de estos barrizales, mucho más que en cualquier producción de este tipo que haya aprecido en la 64 Bits.

Exhibition Mode: el tradicional modo en el que participaremos contra la máquina o rivalizando con otros jugadores hasta un total de 3 compañeros que se unirán a ti a pantalla partida, intentando lograr el codiciado primer puesto...

Time Trials: La eterna modalidad que nos invita a recorrernos las pistas que hemos desmantelado en el campeonato, y practicar como unos descosidos hasta sabernos de cabo a rabo todos los entresijos que incluye cada tramo.

Hill Climb: Una de las novedades más suculentas de la gama de opciones. En ella experimentarás con creces la sensación de subir una pendiente con 45 grados de inclinación y con unos cuantos hoyos como lastres que te impedirán llegar incólume a la meta.

Desert: Nos ha llamado realmente la atención el cometido que deberemos seguir en Desert. Es algo similar a correr en el Pais-Dakar, haciendo frente a un montón de dunas y en un circuito que desgastará como nadie tu paciencia, tu moto y tu combustible.

Soccer: La rareza del juego. Para poder jugarla, deberás quedar primero en el torneo de plata. En ella deberemos "patear" el gigantesco balón con la ayuda de nuestras motos; permite jugar a 4 a la vez

Custom Tracks: En este modo podremos, como en el original, crear nuestros mapeados para que la moto medie por ellos. Lo mejor de todo es que no han tenido que recurrir al 64 DD como hizo Nintendo con F-Zero. Una gozada.

Dos de las más gratas sorpresas que nos encontramos en la beta que pudimos testear, fue el encontrarnos con el juego original y el vislumbrar que existía otra opción en la que pudimos jugar a una "remezcla" en un entorno tridimensional magníficamente logrado. La frución con que recibimos esta noticia nos hace esperar aun con más impaciencia la secuela de uno de los juegos de velocidad con más éxito de todos los tiempos, muy por encima de Jeremy McGrath o de Motocross Maniacs.

Gráficamente el cartucho está a la altura de 1080º Snowboarding por los increíbles decorados y por la fluídez con que transcurre la acción, y tanto saltos estratosféricos como los cambios de climatológia recuerdan a lo que Wave Race demostró en la primera generación de juegos para esta consola, en el 1996. Además, pese a poner en pantalla cuerpos polígonales enormes tales como casetas, tractores o cuevas, en muy pocos casos la tasa de frames se vé realmente afectada.

La dinámica de nuestro medio de automoción se corresponderá perfectamente con el analógico de N64. La maniobrabilidad será bastante sencilla, aunque el protagonismo será trasladado a las piruetas en el aire, en cuyo caso deberemos combinar todos los botones de función del pad: sea para agacharnos, subirnos al sillín, ponernos sobre el parabarros o levantar las piernas alardeando de las dotes de piloto de los hasta 6 personajes a escoger.

Finalizando, huelga que decir que Excitebike 64 viene a tomar el legado de la jugabilidad de los clásicos juegos de la NES elevando su calidad visual para contentamiento de conocidos y extraños del género. Sobra decir que Nintendo ya ha conseguido rebasar lo que Acclaim o EA nunca han podido acariciar con sendos títulos basados en el frenético mundo del motocross. Esperemos que después de casi un año de retraso, podamos disfrutar de este prometedor título tal y como se ha anunciado: durante el mes de Junio.

Excitebike 64

Juego de carreras de motocross basado en el popular juego de NES.

Excitebike 64