NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

JUEGOS MEDITERRÁNEOS

Madrid triunfa en el Mediterráneo

Bea Corrales, de Leganés, y Fran Garrigós, de Móstoles, atienden a AS después de revalidar plata y oro, respectivamente, en los Juegos celebrados en Orán.

Actualizado a
Bea Corrales y Fran Garrigós en Orán (Juegos Mediterráneos)
COE

Se fue a Orán con una maleta repleta de ilusión y volvió con una mochila cargada de metales. Quinta en el medallero, la delegación española puso fin esta semana a los Juegos Mediterráneos con 66 preseasÉxito rotundo y, entre los triunfadores, mucha presencia madrileña: en el Mediterráneo, la capital se bañó en oro. Primer puesto para Javier Pérez Polo, plata para Adriana Cerezo y Cecilia castro… Mucho protagonismo y, entre los nombres, Bea Corrales, plata en bádminton, y Fran Garrigós, oro en judo (-60 kg), que atienden a AS. Los dos revalidando las preseas logradas en la anterior edición, celebrada en Tarragona. “A nivel de organización, los de 2018 fueron muy guays, pero todos los torneos son igual de especiales”, recuerda la de Leganés. “Se repitió la final y, pese a haber bastante presión del público, se dio bien de nuevo”, el mostoleño.

El ambiente, como relata Garrigós, fue infernal. “Se notaba que jugábamos allí. La grada, alguna línea no muy clara… “, ratifica Bea, que no pudo con la turca Neslihan Yigit, 28ª en el ranking mundial. Para próximos asaltos, tiene la lección aprendida: “Un partido más, seguir sumando y, si nos volvemos a enfrentar, a ver si utilizo lo que esta vez no salió bien”, analiza. Fran, por su parte, ya llegaba con los deberes hechos: el combate de la final, frente al tunecino Fraj Dhouib, duró menos de un minuto. En abril, consiguió su segundo oro europeo seguido; ahora, apunta al Campeonato del Mundo, del 6 al 13 de octubre en Uzbekistán. “La semana que viene voy al Grand Prix de Zagreb. Luego, me tomaré una o dos semanas de vacaciones para empezar otra vez en agosto y prepararme bien”, revela sobre sus planes de futuro inmediato.

El año del de Móstoles está siendo sensacional. Un podio en Tashkent, como él mismo define, supondría el cierre a “una temporada perfecta”, en la que también finalizará los estudios de CAFYD (Ciencias de la Actividad Física y del Deporte). La última vez que habló con este periódico, tras el título continental, estaba estudiando para los últimos exámenes; ahora, ya sólo tiene que defender el trabajo final. Avanza en todos los ámbitos, como una Corrales que, tras dejar atrás un periodo complicado por las lesiones, vuelve a sentirse poderosa sobre la pista. Especialmente, en el Europeo de Madrid, celebrado el pasado mes de abril. “Hace años era imposible tener torneos de primer nivel en España. Hubo un Mundial en 2006, cuando yo estaba empezando, y lo fui a ver y me encantó. En Madrid se organizó superbién, vino mucha gente a vernos, con problemas hasta para conseguir entradas nosotros. Ojalá sea uno de muchos”, analiza, recordando todo lo vivido en Gallur.

“Ojalá” París

En el horizonte, tanto Fran como Bea tienen los Juegos Olímpicos de París. El mostoleño, en caso de certificar su clasificación, llegará como un aspirante a todo, con la intención de romper la sequía nacional: desde Isabel Fernández en Sídney 2000, España no suma medallas en judo. La de Leganés, por su parte, “sin objetivos concretos de ranking desde la lesión de rodilla”, espera poder explotar la vía de los dobles para estar en Francia, al lado de Clara Azurmendi. “Al final, hay muchos factores externos al rendimiento propio: financiación, planificación, lesiones… Jugadores, Federación, etc., iremos de la mano para clasificar al mayor número de jugadores posible y, si el individual ya está asegurado, es posible que se decida apostar fuerte por el dobles”, desgrana. Y desea: “Ojalá poder estar”.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?