BOXEO

El veneno de sapo, la droga que motivó el regreso de Tyson

El púgil estadounidense contó en una entrevista previa a su combate de esta madrugada que el veneno de sapo fue lo que le motivó para volver a entrenar.

El veneno de sapo, la droga que motivó el regreso de Tyson
Lynn Millspaugh USA TODAY Sports

Está prácticamente todo preparado para el regreso de Mike Tyson al ring. Esta madrugada (03:00 en España, Movistar+), el púgil estadounidense protagonizará un combate 14 años después. Su rival será Roy Jones Jr. y, pese a ser un combate de exhibición, el hecho de volver a ver a Tyson golpear hace de la pelea un evento muy atractivo.

Cuanto más se acerca el inicio de la pelea, más se conoce acerca de los detalles que han motivado la vuelta de Mike Tyson al boxeo. Ahora, el propio 'Iron Mike', en una entrevista con USA Today Sports, ha contado que lo que le llevó a volver a entrenar fue una droga, el "veneno de sapo", sustancia que en España se hizo popular tras conocerse los rituales que celebraba Nacho Vidal y que uno de ellos acabó con la vida del fotógrafo José Luis Abad.

"Tomé la medicina, que me llevó a que me pusiera en forma. Realmente (la droga), me hizo como que me explotara la cabeza e interiormente escuché que regresara (al boxeo) y que comenzara a ponerme en forma", contó Tyson en la previa del combate. El veneno de sapo es una fuerte sustancia alucinógena que se extrae del Bufus alvarius, un anfibio que vive en el desierto mexicano de Sonora. Esta sustancia induce a un estado alterado de conciencia y se usa por chamanes y psiquiatras para tratar problemas de adicciones y depresión. 

La molécula de Dios, que es como también se conoce a la sustancia que produce el sapo bufo, no es, ni mucho menos, la primera experiencia de Tyson con las drogas. El púgil llegó a usar un pene de plástico para pasar los controles cuando competía. Ahora regenta un boyante negocio de venta de marihuana (legal en muchos estados de EE UU).