BALONMANO

"Ahora nos toca disfrutar"

Los Hispanos trajeron la bandeja de campeones de Europa a la Redacción de AS. El reto de estar en Tokio era lo prioritario y se ha complido con creces.

Tras dos días de festejos los Hispanos se disolvieron hasta la nueva convocatoria en la Redacción de Diario AS, que visitaron para mostrar a nuestros lectores la segunda bandeja de campeones de Europa tras la de Croacia 2018. "Quizá no seamos conscientes de lo que hemos conseguido y necesitemos tiempo para digerirlo. Ahora nos toca disfrutar de este título", exponía Raúl Entrerríos, el capitán, rodeado de compañeros de una generación única a la que se han unido los mejores talentos de las nuevas hornadas.

Dani Dujsebaev (22 años), de los benjamines, era sincero al exponer que "se ha hecho justicia con los veteranos": “Debían haber ganado más y lo están consiguiendo en los finales de sus carreras. Esta generación merece estos éxitos por todo lo que han trabajado durante años”.

Aleix Gómez, de la misma camada que Dani, fue el encargado de tirar el penalti decisivo que supuso el 21-20 ante Croacia en la final: "Me dieron el balón y lo lancé; es lo que tocaba". Restaba importancia al gol; eso sí, asegura que conocía al portero... Tanto que Ángel Fernández, extremo, apuntaba: "En los Juegos del Mediterráneo tenía el penalti para empatar con Croacia, y ante el mismo portero. Tiro con la misma técnica y falló".

Capitán. Dice Raúl Entrerríos: "No nos hemos quitado una espina por clasificarnos para los Juegos Olímpicos; ya no se puede cambiar que no estuviésemos en Río, aunque dolió. En el deporte a lo largo de los años te quedan clavadas muchas, pero sí estamos contentos y orgullosos de volver a unos Juegos que era uno de los objetivos que nos habíamos marcado para este ciclo".

España ya no tendrá que ir al Preolímpico, ni tendrá que jugar la eliminatoria del Mundial en junio. "Se han cumplido todos los objetivos en Estocolmo: campeones de Europa, clasificación directa para los Juegos de Tokio, para el Mundial de 2021 y para el Europeo de 2022", recordaba Paco Blázquez, presidente de la Federación Española de balonmano que en un mes ha celebrado el subcampeonato del Mundo de las Guerreras y el oro en el Europeo de los Hispanos. "Nos toca esperar y desearle suerte a las chicas a ver si por segunda vez en la historia viajamos a unos Juegos con las dos Selecciones", espera el dirigente.

Jordi Ribera, el seleccionador, que ya tenía una planificación deportiva para el caso de disputar el Preolímpico, sabe que ahora tiene que revisar lo previsto "por el cambio de escenario, aunque las nuevas opciones estaban contempladas", y espera jugar algunos partidos amistosos de preparación “con rivales de menor a mayor calidad”. Entre esos de alto nivel se encuentra Alemania, que si va a los Juegos será un buen test para España.

En este grupo de Hispanos algunos veteranos anuncian que están en la recta final, desde Raúl Entrerríos (campeón del Mundo en 2005), a los Guardiola (35) y Morros (36), que por edad también anticipan que lo mejor es dejar paso a compañeros más jóvenes. Lo que ofrezca su recambio es una incógnita, aunque Jordi Ribera no tiene duda de que "hay chicos con los que ya se empieza a contar, que tienen calidad y seguro que lo intentarán hacer lo mejor posible cuando tengan esa responsabilidad con España en el futuro".

Gonzalo Pérez y Maqueda, elegidos en el equipo ideal del Europeo, pensaban lo mismo, aunque las palabras son del primero, del portero: "Cualquiera de nosotros podría haber estado en esa lista; todos dependemos del equipo. Sin él no somos nada".