Temas del día

Filipescu, 15 días más en la nevera

Primera | Betis

Filipescu, 15 días más en la nevera

Filipescu, 15 días más en la nevera

miguel ángel morenatti

Lopera le acusa de crear "mal ambiente" en el vestuario. El rumano contesta: "Si hay juicio, veremos quién lleva razón"

Iulian Filipescu estará 15 días más en la nevera. Según anunció ayer Europa Press, el Betis ha prolongado su suspensión de empleo y sueldo dos semanas, justo el mismo tiempo que había estado sancionado anteriormente. El Betis (Manuel Ruiz de Lopera) le acusa en una nota oficial de crear "mal ambiente" en el vestuario. Además, en favor de la decisión cuenta el escándalo que en la última semana de agosto protagonizaron Ion Becali, representante del rumano, y Lopera. Ambos se cruzaron duras acusaciones después de una reunión en la que intentaban finiquitar el contrato del internacional rumano. Lopera reiteró ayer que el Betis no debe ni una sola peseta al futbolista pero el asunto no parece estar tan claro en el otro bando: "Bueno, él sabrá qué es lo que dice, pero yo me guardo mi opinión. Si vamos a llegar a un juicio, veremos quién lleva la razón. No sé si la polémica va a acabar en los tribunales pero yo lo que espero ahora mismo es que pasen estas dos semanas para reincorporarme al trabajo con mis compañeros. De momento, tengo tres años más de contrato con el Betis".

Precedentes. Filipescu negó que haya contactado con Fernando Pérez Espinosa, abogado madrileño y especialista en asuntos deportivos, para que defienda sus intereses. De momento, el rumano espera acontecimientos. Ha decidido ir con prudencia. En experiencia tal vez gane Lopera, que ya ha tenido conflictos judiciales con muchos futbolistas: Andrei, Solozábal, Cuéllar, Ayala, Geli. Lopera ha ganado todos los casos. Tradicionalmente, sus abogados siempre han podido con Fernando Pérez Espinosa, que llevó los asuntos de los denunciantes y siempre perdió. Tal vez por eso Filipescu, al que habrán contado ya habrán contado los pleitos de Lopera con los futbolistas, ha negado que vaya a contratarlo. Por algo será.

El conflicto Real Betis-Filipescu explotó el pasado 21 de agosto. Hasta entonces, el único problema entre club y jugador era que Víctor había anunciado que el futbolista no entraba en sus planes. Filipescu conocía la decisión del técnico antes de vacaciones y asumió con señorío que debería buscar equipo. Eso sí, no quería perder dinero. Y todo hasta que Becali llegó a las oficinas de Jabugo y terminó a voces su reunión con Lopera y buscando a los periodistas. Mirando a su ventana, empezó a vociferar: "Que engañas a los jugadores, te crees que son tontos y tienes la razón tú. Con tu club. ¿Sabes? Paga a los jugadores. No robes. Toda la prensa, que salga a la calle. Fuera. Que les digo quién es Lopera, quién es Lopera en esta ciudad y quién es Lopera para hacer esclavos a los jugadores. Que no son esclavos, que aquí no soportan los jugadores la miseria. Hijo de p...". Entonces Filipescu fue apartado del equipo. Ahora le prolongan la suspensión de empleo y sueldo. Juicio a la vista.