BARCELONA

Araújo sólo gana 900.000 euros

Según pudo confirmar AS, el sueldo del uruguayo no llega al millón de euros, una cifra bajísima en relación a otros centrales que no hará fácil su renovación.

0

Según pudo confirmar AS, la ficha de Ronald Araújo (7-3-1999) no pasa de los 900.000 euros, una cifra desfasada por su valor de mercado (35 millones) y el sueldo de otros centrales de la primera plantilla (Lenglet o Umtiti, entre ellos). La ficha de la discordia de Araújo dificultará una renovación que, según diversas fuentes, no le va a resultar sencilla al Barça. Más allá del interés del Real Madrid, que ya lo intentó hace años y que merodea de nuevo, Araújo es un jugador que ha cogido cartel en la Premier. Valentía, potencia física, gran juego aéreo y progresión en su juego con el balón, que ha ido puliendo desde que llegó a Barcelona en el verano de 2018.

La ampliación y mejora de contrato de Araújo se ha ido dilatando y ahora al Barça le han entrado ciertas urgencias e intenta retomarla. El central está representado por la empresa Excellence Sports (Edoardo Crnjar le trajo al Barça junto a un empresario venezolano, Edmundo Kabchi), aunque quien hace de enlace con los medios es Flavio Perchman, el intermediario que le ha acompañado durante muchos años en Uruguay, que este mismo viernes aseguró que "Araújo está muy contento y quiere seguir en Barcelona". Perchman también dejó claro que no le daba credibilidad al interés del Madrid.

Mateu Alemany va a tener que remangarse con la renovación, porque Araújo sabe que está ante el primer gran contrato de su carrera, el que puede asegurarle el futuro. Su prioridad es seguir en el Barça, pero espera que el club valore que, en relación calida-precio, ya se puede considerar un jugador rentable para el Barça, que lo incorporó por 1,7 millones de euros procedente de Boston River y que, por variables, apenas pasará de los cinco millones. Además, el internacional charrúa tanbién espera que el Barça valore su compromiso con el equipo en detalles como el de esta Supercopa, que ha jugado recién operado de sus fracturas en el segundo y tercer metacarpiano de la mano derecha. Lo hizo, además, a un altísimo nivel.

Araújo quiere equipararse a centrales que cobran bastante más que él con un rendimiento, en muchos casos, inferior. Futbolistas como Lenglet y Umtiti tienen unos emolumentos mucho más altos y que tienen mucho menos protagonismo en los últimos dos años. Desde diversos medios se anuncia la presencia de los agentes de Araújo la próxima semana en Barcelona, pero no parece que las conversaciones vayan a resolverse tan rápido, menos con el límite salarial completamente agotado como tiene ahora el Barça. Eso sí, después de las ampliaciones de Pedri y Ansu, y del fichaje de Ferran Torres, Araújo es prioridad como Gavi. Después de su resolver el futuro de Dembélé, el Barça tendrá que lanzarse a intentar solucionarlo.