FÚTBOL FEMENINO

La Supercopa femenina será del 19 al 23 de enero en Las Rozas

El torneo se diputará en un formato de final four en la Ciudad del Fútbol. El Barça-Madrid será el 19 de enero, quedando el Levante-Atleti para el 20 de enero.

0
La Supercopa femenina será del 19 al 23 de enero en Las Rozas
RFEF

Ya hay fechas y sede oficial para la Supercopa Femenina 2022. Un anuncio que se ha resistido y que ha llegado apenas una semana antes de la disputa de esta competición. Tal y como apuntaba, el torneo se jugará finalmente en la sede de la Real Federación Española de Fútbol. La Ciudad del Fútbol de Las Rozas acogerá el torneo que disputan Levante, Atlético de Madrid, Real Madrid y Barcelona, recogiendo así el testigo de Almería, sede en la temporada 2021.

Los partidos se disputarán entre los días 19 y 23 de enero de 2022. La primera semifinal, el día 19 de enero, medirá a Barcelona y Real Madrid en el primer enfrentamiento entre ambos en este torneo femenino. La segunda semifinal, que empareja a Levante y Atlético de Madrid, se jugará el 20 de enero. La gran final de la competición será el domingo, 23 de enero. Según ha podido saber AS, la RFEF ha buscado otras sedes sin éxito para esta Supercopa.

Hay que recordar que el Atlético de Madrid es el vigente campeón tras imponerse al Levante UD en la final de la última edición en el estadio Juegos del Mediterráneo de Almería. Así, las rojiblancas defenderán el título en una Supercopa que arranca con morbo debido a la disputa de este Barça - Real Madrid. Las blancas son el único de los cuatro equipos que se estrena en la Supercopa femenina, que encara su séptima edición.

Esta competición femenina estuvo dos décadas desierta, sin celebrarse en esta categoría, y fue recuperada en 2020 por la RFEF con un formato de final four. El Barça fue el campeón de aquella edición, que se celebró en el estadio Helmántico de Salamanca. Las azulgranas noquearon al Atlético de Madrid en semifinales (3-2) y a la Real Sociedad (10-1) en la final. Un año después, el trofeo quedó en mano de la rojiblancas, que se cobraron su venganza personal ante el Barça en semifinales (1-1, 3-1 en los penaltis) y que superaron al Levante por 3-0 en la final disputada el estadio de los Juegos Mediterráneos de Almería.