GRANADA 1-BARCELONA 1

El Barça rozó alineación indebida

Si González Fuertes hubiera expulsado a algún jugador del primer equipo culé, se hubiera quedado con seis jugadores porque estaban Nico, Abde y Álvaro Sanz. Y hubiese perdido el partido ante el Granada.

0

El Barça de Xavi rozó la alineación indebida en Granada. Un error garrafal que hubiese dado la vuelta al mundo. De hecho, puede dar gracias por no haberla cometido de milagro. Con diez jugadores por expulsión de Gavi, si algún jugador entre Ter Stegen, Alba, Alves, Busquets, Depay, Piqué y Lenglet hubiese sido expulsado, el Barça hubiese perdido el partido porque se hubiese quedado con seis jugadores del primer equipo, ya que en ese momento estaban en el campo Álvaro Sanz, Abde y Nico. Con seis jugadores del primer equipo, el partido se da por perdido. De por sí Depay y Lenglet tenían cartulina amarilla y de haber visto la segunda hubieran provocado el caos.

Entendiese o no la pregunta en sala de prensa, Xavi dijo que el cambio de Álvaro Sanz por Dembélé era voluntario. "Es un riesgo que he tomado. Es una evidencia pero teníamos que controlar el partido. Teníamos que tener muchas pérdidas y lo necesitábamos. Hemos tomado ese riesgo porque quedaban diez o doce, y queríamos tener el balón", dijo. Pero no quedó claro si se refería a la posible alineación indebida o a meter a un jugador del filial por Dembélé.