REAL MADRID

Diaby está en la agenda

El extremo del Bayer Leverkusen gusta mucho al servicio de scouting del Madrid. Debía disputar el Europeo Sub-21 con Francia, pero se contagió de coronavirus.

El Madrid sigue explorando posibilidades de mercado y está siguiendo muy de cerca a una joya francesa que juega actualmente en el Bayer Leverkusen. Se trata de Moussa Diaby, extremo de 21 años por el que, además del club blanco, varios grandes de Europa suspiran. Durante el último mercado de verano Arsenal y Borussia Dortmund mantuvieron conversaciones con su agente. Para el equipo de la aspirina será muy difícil mantenerlo, pero sacará una buena cantidad por él: su precio nunca sería menor a 40 millones de euros.

Según ha podido saber AS, los informes del servicio de scouting son muy positivos. Diaby es un extremo zurdo que puede jugar en cualquiera de las dos bandas. Destaca por su gran cambio de ritmo y su capacidad para conducir la pelota a gran velocidad. Tiene buen toque para el pase y la definición, como demuestran sus nueve goles y 12 asistencias esta temporada. Su estilo de juego es muy similar al de Sadio Mané, estrella del Liverpool, aunque con más tendencia a estar cerca de la banda.

Es uno de los futbolistas que el Paris Saint Germain decidió vender para hacer hueco en su plantilla y acometer grandes fichajes. Recibió muchas ofertas por él, pero la mejor fue la del Leverkusen, que pagó 15 millones en 2019. Para asegurarse la inversión, consiguieron firmar una renovación hace unos meses, comprometiéndose con el futbolista hasta 2025. Sin embargo, además del Madrid, hay otros grandes interesados que están dispuestos a ofertar por él, como el Manchester United o el Bayern Múnich.

Diaby iba a ser una de las estrellas de la Francia Sub-21 que actualmente está disputando el Europeo. Sin embargo, se contagio de coronavirus hace unos días y se va a perder el torneo. El Madrid tenía pensado seguirlo en el mismo junto a otros futuribles como Camavinga o Koundé. En los últimos años ha tenido el mercado francés muy controlado como demostraron con los fichajes de Varane o Mendy. Ahora tienen en cartera a otra joven promesa que cada día es más realidad.