HUESCA 1- REAL MADRID 1

Aprobados y suspensos del Real Madrid contra el Huesca

Toni Kroos volvió a ser el mejor, manejando el equipo a su gusto. Pésimo partido de Mendy y Odriozola. Vinicius lo intentó, pero no aprovechó la titularidad.

Courtois: dejó una de las paradas de la temporada. En el minuto 64' evitó el gol de Rafa Mir con una mano prodigiosa, de reflejos, y tras cambiar de palo. Por lo demás, achicó a la perfección a los delanteros del Huesca en las ocasiones más claras, haciendo que fallasen. Un partido en el que intervino poco pero siempre con mucho acierto.

Odriozola: una nueva actuación para olvidar. Cometió tres errores graves en los primeros minutos de partido y no remontó. No pudo parar a Javi Galán, que jugó muy cómodo y vio puerta al comienzo del segundo tiempo. Para rematar, se tuvo que marchar lesionado en el 66'. Se le acaban las oportunidades de demostrar que tiene nivel para jugar en el Madrid.

Varane: el nuevo killer del equipo blanco. Aprovechó dos jugadas a balón parado para culminar la remontada blanca. La primera, yendo con todo a un balón dividido sobre la línea. La segunda, entrando como un nueve en el área pequeña para aprovechar un remate previo de Casemiro. En defensa, se complementa bien con Nacho y se le vio más cómodo que cuando juega junto a Militao. Sin embargo, la falta de ayuda por parte de la primera línea de presión le hizo sufrir en algunas acciones. Tuvo que corregir in extremis algunas acciones de mucho peligro.

Nacho: hay que destacar su rendimiento después de tres semanas sin jugar por coronavirus y y con sólo un entrenamiento en sus piernas. Tiene unas características similares a las de Sergio Ramos, ya que es capaz de defender hacia delante y anticipar las jugadas. Esto es peligroso en ciertos momentos, pero teniendo al lado a Varane, que corrige bien, suele ser beneficioso para el Madrid.

Mendy: uno de sus peores partidos como jugador blanco. Se le vio perdido, llegando tarde a la mayoría de jugadas. En ataque, estuvo poco acertado, como de costumbre esta temporada. El problema es que en defensa no tuvo su día. Rafa Mir le ganó la espalda en numerosas ocasiones, aunque el ex del Valencia perdonó. Su rendimiento está lejos del Mendy que vimos el año pasado. Fue sustituido en el 78'.

Casemiro: otro partido que se le vio desbordado en defensa. Modric, por edad (35 años) ya no pueden ayudarlo como hacia antes, y Kroos juega más cerca del área. Esto le deja con mucho campo para tapar, y no siempre llega. Además, el mal partido de los laterales no le beneficio, teniendo que ir en demasiadas ocasiones a la ayuda.

Kroos: en una de las peores temporadas del Madrid en este siglo, el alemán está dejando partidos de bandera. Hoy ha vuelto a dirigir al equipo tanto en la salida de balón como cerca del área, siendo el más lucido para dar el último pase. Dejó sólo a Vinicius contra el portero rival en el primer tiempo con un balón al hueco medido. Manchó su partido con una amarilla innecesaria en el 32', la quinta de la temporada, por lo que no estará en el próximo partido contra el Getafe.

Modric: no estuvo tan acertado como en otros partidos, pero su trabajo en el centro del campo es clave para el equipo. Volvió a desahogar el juego en la medular. Sufrió en la fase defensiva, en la que el Madrid se vio obligado a correr hacia atrás en muchas ocasiones. Esto lo desgastó mucho y se notó en la fase final de encuentro.

Vinicius: lo de siempre. Hay que valorar su entrega y sus ganas de ir hacia delante. En el primer tiempo fue el único que se atrevió a retar a su defensor en el uno contra uno, y generó peligro. Cuajó una jugada individual maravillosa en el 13' y tuvo un mano a mano en el 25'. Sin embargo, volvió a errar en los últimos metros. No está siendo capaz de mejorar en este aspecto, y tanto él como el equipo lo necesitan si quieren optar a objetivos importantes. Estuvo muy desaparecido en el segundo tiempo hasta que fue sustituido en el 78'.

Asensio: el balear ya es insustituible por su capacidad para combinar y generar cerca del área. No está acertado de cara a puerta, pero es el más diferente en un ataque demasiado plano. Estuvo a punto de hacer uno de los goles de la temporada en el 59', pero Pulido se lo negó tapando el tiro.

Benzema: muy bien de diez, no tanto de nueve. Su primer tiempo fue pobre, incapaz de entrar en juego. En el segundo reaccionó y empezó a entrar en juego, algo que el equipo agradeció. De una falta suya que rechazó el larguero salió el primer gol de Varane. Después, tuvo un par de ocasiones claras que no convirtió, una muy clara que estrelló en el pecho de Álvaro Fernández.

Marcelo: dejó buenas acciones en los 20 minutos que le dio Zidane. Incluso, estuvo a punto de marcar nada más salir al campo con un disparo cruzado. El mal momento de Mendy podría abrirle una puerta.

Marvin: el chico del Castilla jugó su segundo partido con el primer equipo. La sensación es que, si Zidane le da bola, hay un jugador muy aprovechable en él. Se le vio tranquilo jugando de carrilero, combinando bien con sus compañeros y con desparpajo a pesar de sus 20 años.

Mariano: tuvo diez minutos en los que pudo hacer poco. Siempre es de valorar que un jugador intente aprovechar cada segundo que le den, aunque luego no le salgan las cosas.