HUESCA-LEVANTE

Un nuevo penalti por manos hace estallar a Postigo

El Huesca se adelantó con gol de Ontiveros de penalti, después de que el balón golpeara en el brazo de Rubén Vezo tras un remate de Okazaki.

Un nuevo penalti por manos hace estallar a Postigo

El Huesca se puso por delante en el partido ante el Levante gracias a un gol de Javi Ontiveros desde el punto de penalti. La acción, que dará que hablar, fue muy protestada por los futbolistas granotas. Sergio Postigo, fuera de la convocatoria, fue más allá y denunció en redes sociales el desconcierto de los protagonistas sobre el césped cada vez que el balón golpea en una mano. "Es una lotería", escribió.

La acción se produjo en el minuto 27, tras un remate de Okazaki, que chocó contra la mano de Rubén Vezo. El central del Levante salta tratando de impedir el golpeo de balón del futbolista local, con el infortunio de poner los brazos por delante. Tras un minuto en el que el partido no se detuvo porque el esférico no salió del terreno de juego, el VAR avisó a Díaz de Mera de que debía acercarse a la pantalla para revisar lo sucedido.

Entre el momento en el que se produjo la mano y el lanzamiento del penalti transcurrieron más de tres minutos. El colegiado saldó la acción con pena máxima y cartulina amarilla para el propio Vezo. Los visitantes se quedaron algo perplejos, aunque el infractor pareció reconocer el impacto, quizás para no ver otra amonestación que le hubiera llevado a los vestuarios. Finalmente, Ontiveros anotó desde los once metros y volvió a dedicar el tanto a su abuela.

Las protestas externas de Postigo, independientemente de si tiene o no razón, evidencian aún más el desconcierto de los jugadores ante los criterios arbitrales a la hora de señalar este tipo de infracciones. El propio Dani Carvajal, tras la victoria del Real Madrid ante el Eibar, reconoció que no tenían claro el modus operandi de los colegiados, pese a que el tema a debate era si Sergio Ramos había cometido, o no, penalti.