REAL MADRID

Zidane pierde la flor

El Madrid ya ha perdido cinco partidos en Champions en la segunda etapa del francés, uno más que en toda la primera. Su porcentaje de derrotas se ha duplicado.

El Real Madrid anda perdido en Europa. Extraña verlo en estos días, tras cuatro títulos en cinco ediciones de la Champions hace bien poco, pero el club blanco ha conocido a lo largo de su historia travesías por el desierto del Viejo Continente: 32 años para alzar la Séptima, 12 para la Décima... Lo que sí es nuevo es contemplar a Zidane desencajado en la competición que le dio fama y fortuna. Tras la visita a Kiev, el Madrid está grogui, incluido el técnico marsellés.

Acumula cinco derrotas en 13 partidos de Champions desde que regresó al banquillo blanco, una más de las que cosechó durante toda su exitosa primera etapa: cuatro partidos perdidos de 33. Esa fragilidad se ha trasladado al plano general, de forma preocupante: el Madrid perdió con Zidane 16 partidos de 149 entre enero de 2016 y junio de 2018, el 11%; en su segunda etapa, van otras 16 derrotas en apenas 77 encuentros, el 21%. Es un Madrid el doble de permeable a ser superado, especialmente en la Copa de Europa, donde ese salto es aún mayor: las derrotas han aumentado del 12% al 42%.

Zidane: "No dimito"

Zidane, en su línea zen, negó problemas de fondo y se escudó en una primera parte decente, pero sin pegada: “Su gol nos hizo mucho daño, estábamos jugando muy bien. No ha querido entrar”. Una crisis parecida, aunque de menor intensidad, ya le hizo abandonar la nave en 2018, apenas unos días después de levantar su tercera Champions consecutiva. Ahora, con el Madrid sufriendo en el torneo que mejor le define, no arroja la toalla: “Tengo fuerzas y voy a darlo todo. No voy a dimitir”.

Una vez más, Zidane emitió sensaciones de poca cintura táctica, dejando fuera al apercibido Casemiro (el Madrid no informó de molestia alguna del brasileño),con tres cambios de golpe en el 77’, cuando ya caía 1-0, y sacando a Benzema para meter a Mariano. Tampoco es novedad: ante el City en agosto hizo tres de cuatro cambios en el 83’ y en casa del Borussia, perdiendo 2-0, no movió ficha hasta el 71’...