SELECCIÓN

Busquets sufre un esguince y puede ser baja tres semanas

Las primeras pruebas apuntan a un esguince de ligamento colateral externo de grado leve en su rodilla izquierda. Se pierde el partido ante Alemania y el Atlético-Barcelona.

0

El internacional español Sergio Busquets sufre un esguince de ligamento colateral externo de grado leve en la rodilla izquierda, que se produjo en el partido de Liga de Naciones de este sábado ante Suiza (1-1), ha confirmado este domingo la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). "Diagnóstico inicial de Sergio Busquets: esguince de ligamento colateral externo de grado leve en la rodilla izquierda. Mañana se le practicará una resonancia magnética en Sevilla. El jugador no se ejercita con el grupo en Suiza", anunció 'sefutbol.com'.

Busquets terminó con un "fuerte golpe" en su rodilla izquierda, y fue sustituido a los 73 minutos por Koke. El jugador del FC Barcelona sufrió el golpe al borde del descanso, pero aguantó hasta 15 minutos para el final del encuentro. Así, el centrocampista se perderá el definitivo encuentro de este martes ante Alemania en La Cartuja de Sevilla, donde los de Luis Enrique buscarán un triunfo que les garantice el liderato del grupo y el billete para la 'Final Four' de la Liga de Naciones.

Gran preocupación en el Barça

A Ronald Koeman se le están cayendo los efectivos de forma tan preocupante como alarmante. Si hace una semana se confirmaba la grave lesión de Ansu Fati, que tras pasar por el quirófano se confirmó que estará cuatro meses de baja, ahora ha visto como Sergio Busquets, otro jugador importante en su pizarra, se retiraba lesionado el sábado durante el partido ante Suiza. A falta de una resonancia magnética que se le realizará este lunes en Sevilla, todo apunta que se trata de un esguince de grado uno, el más leve de todos, pero el problema radica en el ligamento afectado, ya que el externo es uno de los más complicados de recuperar.

De hecho, los servicios médicos del Barcelona, en permanente comunicación con los médicos de la selección y con el propio jugador, esperan los resultados de la resonancia del lunes para acabar de tomar conclusiones, aunque las primeras impresiones apuntan que Busquets podría estar tres semanas fuera de los terrenos de juego.

Esta baja inesperada -Busquets es un jugador que tiene pocos antecedentes de lesiones musculares- obligará a variar en parte los planes de Koeman, ya que difícilmente podrá contar con el internacional de cara a los próximos partidos. Descartado totalmente contra el Atlético de Madrid y también ante el Dinamo de Kiev en Champions, sus opciones de volver se podrían plantear, en el mejor de los casos, el 29 de noviembre ante el Osasuna en el Camp Nou.

De cara a los dos próximos partidos, Koeman tendrá a Pjanic y De Jong como sus dos piezas indiscutibles para jugar en el doble pivote, con las alternativas de Sergi Roberto, Aleñá o Riqui Puig, en la recámara. Esta baja le abriría incluso las puertas al brasileño Matheus de estrenarse por primera vez en una convocatoria.