BARCELONA

Messi pide dejar el Barça ya

El argentino ha mandado un burofax al Barça comunicando su intención de abandonar la entidad acogiéndose a la cláusula de su contrato. Esta vía de escape sigue vigente para el jugador. El club le responde por escrito pidiéndole que acabe su carrera allí.

Leo Messi ha enviado un burofax al Barça para comunicarle que quiere acogerse a la cláusula que le permite rescindir unilateralmente su contrato al final de cada temporada, aunque el Barça dijo que esa cláusula expiraba el 10 de junio, por lo que su precio en el mercado sería de 700 millones. La decisión de marcharse es definitiva. El Barça confirmó que ha recibido el burofax del jugador y ha respondido con otro en el que le pide que continúe en el club y que acabe su carrera como blaugrana.


Messi tiene una cláusula de rescisión de 700 millones de euros hasta el 30 de junio de 2021, pero el argentino intentará agarrarse a que la cláusula que le liberaba gratis de su contrato este año expiraba el 10 de mayo porque la temporada debía acabar sobre esas fechas y la pandemia pospuso la temporada.


Los abogados de Messi han enviado un burofax explicando al Barça, según fuentes del club, que la temporada no acabó de manera natural y que, por tanto, la fecha del 10 de mayo que tenía como límite para liberarse no es válida. Y que sería válida ahora que ha finalizado la temporada.


Aunque el runrún venía anunciándose desde hace días, la noticia explotó al filo de las 19:00 horas. Una información de TYC confirmaba que el jugador había enviado un burofax a través de sus abogados al Barça para marcharse del club azulgrana.


Varias pistas hacían pensar en el terremoto. Eric Abidal había dimitido por sorpresa sólo horas después de que el Barça anunciase que la "profunda reestructuración" de la primera plantilla. Tal vez, no quería pasar a la historia como el secretario técnico que estaba al frente del Barça cuando se marchó Messi. Además, Ansu Fati había dejado a su representante, Rodrigo Messi, hermano del argentino, y se había puesto en manos de Jorge Mendes. Pero, sobre todo, sorprendió la manera en la que Ronald Koeman habló de Messi en su presentación. "No sé si lo tengo que seducir o no", empezó. Y luego dejó claro en al menos un par de ocasiones que Messi tenía un año más de contrato. De la reunión con Koeman no trascendió demasiado.


Pero más allá de asuntos contractuales, el deseo del futbolista de no vestir más la camiseta del Barcelona es irreversible. Un shock para el barcelonismo, que ha idolatrado a un futbolista que ha amasado 34 títulos y seis Balones de Oro en los últimos quince años con el Barça.