FRANCIA | LIGUE 1

Camavinga duda

El mediocentro de 17 años, pretendido por el Madrid, acaba contrato en 2022 y si no renueva tendría más fácil salir el año que viene a un precio más bajo.

El futuro de Eduardo Camavinga sigue sin resolverse. A pesar de que Nicolas Holveck, presidente del Rennes, ha repetido en reiteradas ocasiones que no venderán al mediocentro en verano, pese al fuerte interés del Real Madrid, en Francia indican que el centrocampista de 17 años sigue teniendo dudas con respecto a la próxima temporada.

De acuerdo con la información de L'Equipe, la posible clasificación del Rennes a la Champions League sería determinante para el futuro del jugador. El conjunto bretón jugará la previa a partir de la tercera ronda, salvo que acceda directamente a la Champions el campeón de la Europa League, algo que parece remoto pero no imposible.

Camavinga ha pasado el verano concentrado única y exclusivamente en el Rennes. En junio, estuvo diez días en Antibes realizando un plan intenso de trabajo organizado por Moussa Sissoko, su actual agente. El 22 de junio, el canterano del equipo que dirige Julien Stephan fue el primero en llegar al centro de entrenamiento en la vuelta a los entrenamientos del Rennes, acudiendo a las 7.30, una hora antes que el resto de sus compañeros.

Aunque el Real Madrid todavía no ha enviado ninguna oferta por el franco-angoleño, el Rennes teme que Camavinga no renueve y haya riesgo de que salga por menos dinero en 2021.  Acaba contrato en 2022 y L'Equipe informa de que todavía no ha habido contactos para una posible ampliación, algo que preocupa y mucho a la directiva del tercer clasificado de la Ligue 1.