REAL MADRID

Jovic se busca el perdón

Tras sus polémicas de hace un par de semanas, el delantero serbobosnio cumple la cuarentena en Belgrado ejercitándose con un entrenador personal. La sanción a Prijovic le pone en alerta

Luka Jovic, en un partido con el Madrid en el estadio Santiago Bernabéu.

Luka Jovic (22 años) busca hacer borrón y cuenta nueva. El delantero, que se marchó a Belgrado días antes de que se impusiera en España el estado de alarma, sigue recluido en su casa de la capital serbia tras haber sido acusado de haber roto el período de cuarentena para celebrar el cumpleaños de su novia, la modelo Sofija Milosevic. A su llegada a tierras balcánicas, el jugador firmó un documento por el que tenía que quedarse en su casa sin poder salir a la calle. Ese comportamiento le ha podido meter en problemas serios: la primera ministra de Serbia, Ane Brnabic, lo criticó duramente: “Lo habéis visto todos. Los ejemplos de nuestros futbolistas, que vienen del extranjero. Allí tiene contratos millonarios. Vienen aquí, ignoran el autoaislamiento al llegar a casa y eso es algo que tienen que estudiar nuestras autoridades”.

El propio jugador quiso defenderse de las acusaciones a través de sus redes sociales. “Considerando que la situación en el mundo y en nuestro país es muy difícil, como hace tiempo que no se recuerda, tengo que expresarme y mandar ánimos a todo el mundo. En primer lugar, me da mucha pena que yo sea el tema principal estos días, y me da pena que constantemente se escriba sobre mí y no sobre los protagonistas principales en la lucha contra esta crisis, que son los doctores y todos los que trabajan en la sanidad. En Madrid, mi test del COVID-19 dio negativo. Por eso decidí viajar a Serbia, ayudar y dar apoyo a nuestra gente, además de estar cerca de mi familia, con el permiso de mi club”, contó el serbobosnio en Instagram, donde se siguió explicando:Cuando llegué a Serbia, me hicieron el test y salió negativo. Me da mucha pena que algunas personas no hayan cumplido profesionalmente con su trabajo y no me hayan dado instrucciones concretas de cómo debía comportarme durante mi aislamiento. En España está permitido acudir a hacer la compra o adquirir productos en farmacias, lo que no ocurre aquí. Pido perdón a todo el mundo si de alguna manera he hecho daño o puesto peligro a alguien. Espero que juntos podamos superar todo esto. Todo mi apoyo, Serbia, saldremos todos juntos”.

Luka Jovic, realizando sus ejercicios físicos en su casa del centro de Belgrado.

Luka Jovic, realizando sus ejercicios físicos en su casa del centro de Belgrado.

Desde entonces, Jovic se entrena en su casa gracias a un curioso sistema: ha contratado los servicios de un preparador físico con el que se entrena a través del teléfono móvil vía videollamada: el preparador realiza los ejercicios en su casa mientras que Jovic está en la suya repitiendo las instrucciones que le va dando. El delantero se machaca físicamente para llegar en buenas condiciones cuando se pueda volver a competir. Tiene como modelo la dura sanción de su compañero, Aleksandar Prijovic, jugador del Al Ittihad. El delantero y otras 19 personas se reunieron en un hotel de Belgrado violando la normativa de aislamiento a raíz de la pandemia del coronavirus: ha sido condenado por la Justicia serbia a tres meses de arresto domiciliario por no respetar las restricciones impuestas en el país balcánico para combatir la epidemia de la COVID-19…