LAS PALMAS

La plantilla mantiene un plan personalizado de entrenamientos

Mientras dure el confinamiento decretado por el Gobierno, debido a la crisis del coronavirus, los jugadores de la UD Las Palmas siguen ejercitándose en sus domicilios bajo la supervisión del club.

La plantilla mantiene un plan personalizado de entrenamientos

“La pérdida de la condición física del futbolista va a depender del tiempo que esté encerrado o confinado. Las adaptaciones referentes al entrenamiento de fútbol se van a ir perdiendo con el paso de los días. Lo que se va a intentar durante este tiempo es minimizar las pérdidas a nivel condicional. Nos referimos a nivel de rendimiento aeróbico de fuerza y potencia", asegura David Gómez, preparador físico de la entidad, en un comunicado publicado en la página web de la UD.

Las recomendaciones del cuerpo técnico son las siguientes: “Lo que se pretende es que siempre se entrenen a la misma hora, sobre las 10 o 10.30 horas, aunque algunos serán de doble sesión. Les pedimos que presten mucha atención a la alimentación. Para ello van a estar en continuo contacto con el cuerpo médico. Con las recomendaciones alimenticias lo que se pretende es que el tanto por ciento graso que tenían durante la competición se diferencia lo más mínimo cuando se vuelva de nuevo a la actividad", indica Gómez.

“Además, tienen un programa de trabajo de rendimiento aeróbico, de potencia muscular y cambios de dirección, además de aquellos trabajos individualizados con los futbolistas que han tenido alguna lesión durante la temporada. Un día a la semana será de descanso. La exigencia física ahora también debe ir combinada y complementada con la preparación mental, ya que la competición aún se va a retrasar y no sabemos la fecha de su reanudación", confirma.

"A los futbolistas se les envía cada noche anterior al día de entrenamiento el trabajo y las recomendaciones que deben seguir. El contacto vía móvil es constante con cada uno de ellos para resolver cualquier duda que tengan sobre los ejercicios", concluye el preparador físico amarillo.