Atlético de Madrid

El Atlético de Madrid vuelve a la carga por Bruno Guimarães

Según adelantó Globoesporte y pudo confirmar AS, los rojiblancos igualaron la oferta del Lyon por el centrocampista, capitán de la Sub-23 canarinha, que ahora tiene que decidir su destino.

El Atlético de Madrid ha vuelto a la carga por una de las grandes jóvenes estrellas del fútbol brasileño, el centrocampista todoterreno del Athlético Paranaense Bruno Guimarães. Según pudo saber Diario AS tanto por fuentes del club madrileño como por personas cercanas a la negociación, los rojiblancos igualaron la oferta del Lyon por el capitán de la selección brasileña Sub-23 y el Furacão la ha aceptado. Tras el acuerdo total entre los clubes, ahora le toca al jugador decidir dónde quiere jugar, en el Lyon o en el Atlético de Madrid.

La oferta económica ofrecida por el Atleti es superior a la del Lyon. Sólo queda pendiente el momento de incorporación del jugador a la plantilla. El club quiere que lo haga en verano y el jugador quiere llegar al finalizar el Preolímpico que está disputando ahora en Colombia y acaba el 9 de febrero. Los reporteros André Hernan y Bruno Cassucci, de Globo, que están con la canarinha Sub-23 en Colombia, adelantaron en la mañana de este jueves la noticia de que el Atleti volvería a entrar en la puja por el jugador.

El gran interés del Atleti en Bruno Guimarães no es reciente. El director deportivo del club, Andrea Berta, es un admirador del talentoso centrocampista y le sigue de cerca desde que empezó a destacarse jugando al lado de Renan Lodi en el equipo que ganó la Copa do Brasil y que ganaría, ya sin el lateral izquierdo, la Copa Sudamericana.

En el acuerdo por la compra de Lodi, el Atlético pagó dos millones de euros al Paranaense para tener el derecho de tanteo por Bruno Guimarães. Y estuvo muy cerca de fichar el jugador en noviembre, pero fue obligado a poner en modo de espera el trato porque, según el propio jugador explicó en declaraciones a SporTV en diciembre, “la llegada de un delantero y la incapacidad de encajar ambos negocios dentro de las exigencias del Fair Play Financiero son un problema”. En los últimos meses, reajustes en las cuentas del club madrileño y la posible salida de algún futbolista darían el espacio necesario para abrirle la puerta.

El Benfica entró en la puja a principios de enero pero nunca llegó a un acuerdo con el Athlético Paranaense, que pide unos 30 millones de euros o un valor un poco inferior si el club comprador acepte incluir una cláusula por la cual ingresaría un porcentaje de un futuro traspaso.

El Lyon sí llegó a un acuerdo con los dirigentes de Curitiba el pasado lunes y en Francia el negocio era dado como hecho hasta que el Atlético de Madrid volvió a la acción e hizo una oferta oficial igualando el valor ofrecido por el Lyon, que los clubes mantienen de momento en sigilo absoluto.

Mientras el representante de Bruno Guimarães, Alexis Malavolta, sigue al lado del jugador en Colombia, los otros dos agentes que llevan la operación, Giuliano Bertolucci y Kia Joorabchian, viajaron a Madrid para reunirse con el Atlético para aclarar el plan de carrera que el club tiene pensado para la joven estrella, de 22 años.

Juninho Pernambucano, director deportivo del Lyon, le ofrece un papel protagonista en el equipo, que incluso está a punto de vender a uno de sus principales centrocampistas, Lucas Tousart, al Hertha para hacerle sitio.

Bruno tiene pasaporte español, es amigo íntimo de Renan Lodi y sueña con jugar en España. Pero le gustaría tener la seguridad de que el Atlético le brindará los minutos y el protagonismo que él necesita para seguir en el radar de Tite para la selección brasileña absoluta.