Competición
  • LaLiga Santander
  • LaLiga SmartBank
  • MotoGP
  • Vuelta a España
  • Premier League
  • Serie A
  • Bundesliga
  • Ligue 1
  • Liga Portuguesa
  • Liga Holandesa
  • Moto3
Premier League
Liga Holandesa
Waalwijk Waalwijk WAA

-

ADO Den Haag ADO Den Haag ADO

-

Utrecht Utrecht UTR

-

VVV-Venlo VVV-Venlo VVV

-

Zwolle Zwolle ZWO

-

Sparta de Rotterdam Sparta de Rotterdam SPR

-

Temas del día Más temas

HUESCA 2-SEVILLA 1

Chimy Ávila fue el héroe en el 98' de la proeza del Huesca

Partido de locos en El Alcoraz. Juanpi adelantó al Huesca, Ben Yedder empató de penalti y el rosarino, en el descuento, da esperanzas a los locales y mete en crisis al Sevilla.

Siga o no en Primera, la proeza del Huesca se recordará unos cuantos años. Un equipo heroico en los huesos que ha llegado a entrenarse con sólo 14 jugadores de campo esta semana tumbó al poderoso Sevilla con un gol de Chimy Ávila en el minuto 98. Un gol que salió desde el corazón del jugador, del club y casi de la ciudad. Un disparo agónico y poderoso cuando el equipo no tenía fuerzas para más. El 2-1 permite creer al Huesca en un milagro que expresó a la perfección el Chimy al final del partido (“bendiciones”) y deja al Sevilla y a Machín en una situación delicadísima y oficialmente en crisis.

Al Sevilla, vulgar y ramplón fuera de casa como hacía años no se le veía, no le bastó el arreón final. Es cierto que se lanzó a por todo en los últimos minutos cuando al Huesca ya no le quedaba aire. Con seis minutos aún y el descuento por jugar Ben Yedder empató en un penalti que De Burgos Bengoetxea tardó siglos en pitar porque, aunque la acción de Herrera sobre Mercado era clara, Ben Yedder estaba al límite del fuera de juego.

Hay una cosa que agradecerle al VAR. Ha extremado las emociones en las consultas y ha permitido descuentos más justos. Munir marcó el 1-2 pasado el minuto 90 a la salida de un córner. La jugada fue anulada después de la consulta. Se habían añadido seis minutos pero De Burgos Bengoetxea fue consecuente y dio uno más. Banega se quedó de vacaciones cerca de su área y un balón cayó desde el cielo de Huesca a pies de Gallego y terminó en el gol del Chimy.

El final de película, todo hay que decir, tuvo algo de justicia poética porque el Sevilla hizo exactamente lo contrario a lo que se le pide a un equipo que lleva cinco meses sin ganar fuera: se durmió en la salida. El Huesca, sin embargo, estaba hambriento. El 1-0 fue una demostración de pillería del Huesca y un cúmulo de desatenciones y pasotismo en el Sevilla. Un poco de Navas, algo más de Mercado e injustificable en Kjaer, que permitió recibir a Juanpi con una facilidad impropia de un club de esa categoría. El venezolano cedido por el Málaga, donde su relación con la afición no fue finalmente la mejor, agradeció el regalo colocando la pelota en la red de la portería de Vaclík. Tiene una gran zurda.

El Sevilla no puso interés real en el partido hasta la última media hora. Por un momento pareció que sería suficiente porque al Huesca ya no le quedaba nada en el depósito. Ni los cambios de Francisco para encontrar refresco parecían resultar suficiente. El Sevilla, al fin, encontró alguna vía para entrar en la defensa rival. Encontró el empate y tuvo tiempo necesario para firmar ese gol ‘imaginario’ de Munir. El final fue especialmente doloroso pero no deja de ser el símbolo de un equipo desorientado y en franca caída.


Machín: "Ha sido una derrota dolorosa y muy cruel"

El entrenador del Sevilla, Pablo Machín, declaró que la derrota de su equipo este sábado ante el Huesca (2-1) fue "dolorosa" y "muy cruel", con un gol en el último segundo.

"Es superdoloroso porque empezando por detrás en el marcador el equipo ha querido, se ha volcado, ha tenido infinidad de ocasiones que no hemos metido y al final, que teníamos el segundo gol en el marcador, el VAR lo ha anulado y otra vez hemos tenido el infortunio de encajar en el ultimo suspiro", lamentó el técnico del conjunto andaluz en rueda de prensa.

Igualmente se quejó de que el Huesca había tirado tres veces a puerta y había metido dos goles, algo que consideró que "no puede ser en un equipo como el Sevilla", aunque reconoció que el fútbol es "efectividad".

"Nos lo tenemos que hacer mirar y corregir porque es una sangría demasiado grande y fácil para los rivales", apostilló, aunque reconoció que lo único que les queda es "asumirlo e intentar corregir" lo que han hecho mal y seguir potenciando lo que han hecho bien.

El preparador soriano ha subrayado que, "sin duda", la actual situación del Sevilla es "la más delicada" desde que es técnico del conjunto andaluz.

"No es normal los números que estamos teniendo y tampoco que un partido como éste lo perdamos", destacó.

Sobre el VAR, que fue protagonista en tres jugadas durante el partido, indicó que "desconcierta pero es lo que hay" y que tampoco quería poner excusas.

"Es un elemento innovador y nuevo en el juego. A todos creo que no nos gustaría estar parados tanto tiempo porque perjudica al que lleva mejor inercia y más ritmo pero ya lo analizará quien lo tenga que analizar porque no voy a poner excusas", finalizó.


Francisco: "Tuvimos la fortuna que nos faltó otros días"

El entrenador del Huesca, Francisco Rodríguez, declaró, tras la victoria de su equipo (2-1) sobre el Sevilla que en este partido tuvieron la fortuna que les faltó en otros encuentros.

Con la victoria, el Huesca mantiene vivas sus esperanzas de permanencia y la fe por salir del descenso: "Tenemos la misma fe que hace dos meses, pero somos realistas y sabemos que vamos a tener rivales difíciles hasta el final".

El técnico del conjunto azulgrana apuntó que saben quiénes son y de dónde vienen y que tienen que hacerse fuertes en casa.

"Hace dos meses nadie contaba con nosotros. El equipo ha dado muestras de compromiso enorme y nos hemos acercado poco a poco a donde estamos ahora", destacó.

Igualmente remarcó el "compromiso enorme" de sus jugadores con la situación porque nunca habían "bajado los brazos".

Francisco explicó que la primera parte del encuentro estuvo más igualada en cuanto a situaciones, posesión y ocasiones de gol, y que en la segunda el Sevilla les metió en su campo y que, por ello, fue "difícil salir de ahí".

El técnico almeriense reconoció que haber estado durante tantos minutos en campo propio había supuesto que el conjunto andaluz hubiera estado "cerca de puntuar".

Francisco dedicó la victoria a la plantilla, de la que dijo que hacía "un esfuerzo enorme", y a la afición oscense.

Sobre el VAR, que fue utilizado en tres ocasiones durante el encuentro, señaló que es algo a lo que "poco a poco" se van acostumbrando.

"Se hace difícil pero cuando se para es porque hay muchas dudas y entiendo que la decisión final es la justa y hay que irse acostumbrado poco a poco porque beneficia al fútbol", aseguró.

El técnico del conjunto azulgrana explicó que su equipo depende "del trabajo y de la ambición" de sus jugadores y añadió que en eso no les va a ganar "nadie" pero "siendo humildes".

Francisco desveló que sabía que en esta jornada habían perdido rivales directos como el Villarreal y el Rayo y que eso les metió más presión antes de jugar pero que habían sabido sufrir y llegar al final vivos. -EFE