El Sevilla y el cansancio, amenazas del Madrid

Copa del Rey | Real Madrid - Sevilla

El Sevilla y el cansancio, amenazas del Madrid

El Sevilla y el cansancio, amenazas del Madrid

jesús aguilera

Manzano no se rinde y se pone como objetivo marcar primero

Se atribuye al General Patton la frase de que un valiente es aquel que no toma nota de su miedo. La reflexión nos sirve para situar al Sevilla ante el partido. Y para advertir también que si algo le distingue es la ausencia de miedo. Nadie puede morir dos veces y a efectos deportivos el Sevilla ya quedó enterrado en su estadio. O eso creímos aquella noche de hace siete días, cuando el Madrid se marchó con el triunfo, con el chichón y con la razón.

Sin embargo, el mundo ha dado más de una vuelta en una semana. La derrota del Madrid en Pamplona ha convertido al todopoderoso en vulnerable y es muy lógico que los rivales se sientan animados por el ejemplo de Osasuna. Con ese fuego se ha calentado el Sevilla, que ha renovado ánimo y espíritu. Ya ni siquiera el Bernabéu le parece un muro demasiado alto.

Manzano, profesor de método, ha puesto como objetivo inicial para la remontada marcar primero. La idea es provocar miedo y que el Madrid tome nota, que se inquiete. Y no resulta imposible. El anfitrión viaja cansado, según Mourinho por la falta de costumbre ante estos calendarios tan cargados, aunque algo tendrá que ver también su desigual reparto de los minutos.

Y tampoco esperen cambios hoy. El entrenador portugués se encomendará a los de siempre, aunque muchos corran ya con las medias bajas. Para respiro del madridismo se espera que vuelvan Xabi y Marcelo, dos jugadores sin reemplazo. Benzema repetirá en la delantera y Adebayor tendrá minutos en la segunda mitad. Por si no hubiera quedado claro quién cuenta y quién no, Mourinho dejó fuera de la lista a Gago, Canales y Pedro León.

En el Sevilla las novedades más reseñables serán la titularidad de Negredo y de Javi Varas, el segundo portero. Manzano, no obstante, ha convocado a los 26 jugadores disponibles, como señal de conjura, incluidos Medel y Rakitic, las últimas incorporaciones.

Cuentan que fue Napoleón quien dijo que el valor, como el amor, necesita de una esperanza que lo alimente. De ser así, ambos equipos comparten motivación y valentía, la Copa, el Barça, el camino más directo hacia la gloria.