NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

SUPERCOPA | EDICIÓN 2022 | MADRID-BARCELONA

Un Madrid-Barça con nuevo barniz

La final de la SuperCopa Endesa 2022 es el pistoletazo de salida a otra temporada feroz entre Real Madrid y Barcelona. Ambos juegan la final.

Actualizado a
Madrid - Barcelona
RODOLFO MOLINADiarioAS

El duelo clásico del baloncesto español vuelve a tener una nueva edición para abrir el apetito de la temporada 2022/23. El primer título oficial tendrá una final como la que tuvo lugar antes del verano. Varios cambios entre los jugadores pero uno más significativo en los banquillos lo salpimenta: Pablo Laso, que ya causó baja en aquella eliminatoria después de haber sufrido un infarto días antes, no continúa en el Real Madrid. El legado del lasismo, con once años que han devuelto al club capitalino a los cielos de la Liga Endesa, es largo y en ello deberá incidir el que era su segundo y ahora es el principal, Chus Mateo, para mantener la tensión de los duelos ante el Barça de su lado.

Un año con sólo la Copa, como en los 2018 y 2019 de Pesic, dejó tocado el proyecto de Sarunas Jasikevicius cuando estaba despegando hacia lo alto. Más por el fondo que por las formas. Al final y al cabo habían llegado a las finales de SuperCopa y Liga y a la semifinal de la Euroliga y habían perdido contra el mismo rival, ese Madrid en lucha contra sí mismo, sumando el trofeo copero también ante los merengues. El Real, desintegrado por rachas de derrotas que con Laso no se habían visto y un ambiente enrarecido en el vestuario, les ganó tres de cuatro sin contar las citas en temporada regular y es eso y no lo otro, son esas razones, por lo que la balanza se ha teñido de blanco.

Real Madrid

A la salida de Laso hay que sumar la de otros dos veteranos que el preparador vitoriano tenía como pretorianos a su servicio. Taylor y Thompkins se han marchado y el primero está sin equipo y el segundo se ha ido a la cercada Rusia. Tampoco continúa Thomas Heurtel después de haber sido apartado durante la parte final del curso. Juan Núñez, entre la poca confianza que percibía y un cambio de agente que no gustó, ha volado de igual manera.

Tres grandes valores como Sergio Llull, Rudy Fernández y Fabien Causeur sacaron las castañas del fuego cuando peor pintaba la temporada anterior y se ganaron la renovación. Dos de ellos a la baja y el francés, con un acuerdo de dos años a bajo precio.

La rebaja salarial de estas dos partes diferenciadas ha permitido al Madrid apostar por dos jugadores con muchos puntos en las manos y que rebajan la media de edad del conjunto. Dzanan Musa, MVP de la ACB con Río Breogán, es el preferido tras la pretemporada. En el cuerpo técnico deslizan que así es, supone la esperanza para juntar la línea continuista de Laso con los retoques que quiere aportar Mateo. El bosnio será el que absorba balón para desligar parte de esa faceta al mencionado Llull y a otro de los fichajes, ‘El Chacho’ Sergio Rodríguez. El perímetro ha reforzado un modelo two-way, jugadores que son capaces de aportar delante y detrás, al sumar el picante de Mario Hezonja (ex-Barça) a dos lesionados para esta SuperCopa: Alberto Abalde o Nigel Williams-Goss. Más probatura será el francés Petr Cornelie, interior fuerte que sabe lanzar desde fuera, que debe ganarse los minutos de Randolph como suplente de Yabusele porque la previsión es que veamos muchos minutos de Deck al ‘4′. Sí hay cambios, sí hay nombres de peso y la ilusión ha vuelto al Madrid después de las penurias de unos meses atrás.

Barcelona

En el Barça han optado por el saneamiento económico buscando caramelos en el mercado. Para ello han tenido que liberar algunas fichas que esta campaña se iban a convertir en altas, como las de Nigel Hayes y Danté Exum, o deshacerse de jugadores a los que Saras ya no veía que podía sacar más partido, siendo el caso de Rolands Smits y Nick Calathes. La baja más dolorosa por lo que aporta es la de Brandon Davies, que se marchó al Olimpia de Milán al no aceptar la oferta de renovación azulgrana. Es mucho dinero el que ello libera, como también fue el caso del año anterior con las salidas de Adam Hanga y Víctor Claver, para ayudar a rebajar el flujo de pérdidas con el que cuenta el club.

El mánager Navarro consiguió que Nico Laprovittola no tomara la salida después de haberse labrado un sitio incuestionable en la alineación y también se ha avanzado en tener a James Nnaji, renovado igualmente, como el próximo gran proyecto de la cantera.

Por contra se ha reforzado la plantilla de dos maneras diferentes: por un lado, con jugadores de indudable talento que sobresaldrán en los momentos importantes, tales como Jan Vesely, Nikola Kalinic o un Tomas Satoransky directo desde la NBA; por otro, han optado por un perfil bajo para completar los cupos de nacionales, mantienen a Mirotic, Abrines y Martínez y han fichado a Oriol Paulí, y eso conlleva un problema, como les ha pasado en la SuperCopa, si uno de ellos cae. Nikola tardará en comenzar la campaña debido a una lesión de la que poco se ha dicho y ante el Madrid el técnico también tendrá que hacer dos descartes entre los no españoles (ante el Joventut fueron Kyle Kuric y Oscar da Silva). Mike Tobey fue un fichaje de última hora para aportar algo más de fuerza en el ‘5′ y jugar in-and-out para abrir huecos. De la capacidad física de Cory Higgins, el principal estandarte sin Mirotic en cancha, dependerán buena parte de las opciones y también cuando regrese el hispanomontenegrino, el número uno.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?