NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

REAL ZARAGOZA

JIM pierde su aura de intocable

El Real Zaragoza sólo ha sumado siete de los últimos 27 puntos en juego, no logra escapar del peligro y el empate en Ibiza ha dejado directamente señalado al técnico.

ZaragozaActualizado a
Miguel Torrecilla y Juan Ignacio Martínez.
ALFONSO REYES

El empate en Ibiza ha dejado directamente señalado a Juan Ignacio Martínez, al que sus miedos le impiden dar un paso adelante cuando el entrenador rival le cambia el perfil a los partidos. Es algo que se ha venido repitiendo a lo largo de la temporada, pero que el domingo fue mucho más notorio, porque el Real Zaragoza dejó escapar una ventaja de dos goles y las respuestas tácticas de su técnico tardaron en llegar y fueron encaminadas a defender una igualada que no hace más que prolongar la peor racha de JIM en el Zaragoza: sólo siete puntos de los últimos 27 en juego. O lo que es lo mismo, el tercer peor equipo de la categoría en este periodo de dos meses, igualado con el Fuenlabrada y sólo mejor que el del Alcorcón y la Real Sociedad B, los tres en descenso junto al Amorebieta, que le ha recortado hasta cuatro puntos a los aragoneses.

El Zaragoza no logra escapar del peligro y son cada vez más los aficionados que ven en JIM más un problema que una solución. El veterano técnico alicantino obró la campaña pasada un verdadero milagro, al rescatar a un equipo que se iba de cabeza hacia la nueva Primera RFEF, y eso le ha mantenido a salvo de muchas críticas, pero su seguidismo al director deportivo Miguel Torrecilla, cuya hoja de servicios en el club se califica por sí sola repasando la lista de sus fichajes, sus análisis de los partidos, con respuestas vacías y siempre aludiendo a lo emocional, y, sobre todo, sus decisiones tácticas, encaminadas siempre a no perder, le han hecho perder su aura de intocable.

En un Zaragoza en descomposición, donde cada decisión es peor que la anterior, se venía disparando contra todos menos contra JIM, pero el equipo no consigue despegarse de los cuatro de abajo y las próximas jornadas se antojan decisivas, para empezar la visita este sábado a La Romareda de un Málaga en horas muy bajas y que viene de encajar un 3-0 en Miranda en el estreno de Natxo González. Y después del Málaga llegarán seguidos el Leganés, el Las Palmas, el Sporting de Gijón y el Almería, un tramo del calendario que va marcar el futuro del equipo aragonés y de su entrenador.

Ya nadie habla en el Real Zaragoza de la pomada de Torrecilla, que, por cierto, en estas nueve últimas jornadas ha pasado de estar a cuatro puntos a los diez de ahora. No lo hace el todavía director deportivo, ni el propio JIM, ni el resto de dirigentes del club, que durante los dos primeros meses del campeonato no admitían ni la discrepancia ni los avisos sobre las reducidas posibilidades de una plantilla repleta de refuerzos fallidos. El Zaragoza es decimoctavo y le quedan todavía muchos puntos que sumar para conseguir su salvación, el objetivo que el tiempo ha terminado por definir. Y a Juan Ignacio Martínez ya le empieza a correr el reloj.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?