ATHLETIC

Las razones del adiós de Garitano

El técnico vizcaíno fue cesado pese al triunfo del Athletic ante el Elche en el último partido liguero. Deja al equipo noveno a 6 puntos de competiciones europeas.

Gaizka Garitano da órdenes desde el banquillo durante el partido de Liga Santander entre el Athletic Club de Bilbao y el Elche.
AIOL DIARIO AS

El Athletic de Bilbao afrontó este domingo unas horas complicadas pese a la victoria por 1-0 ante el Elche en San Mamés. La victoria no impidió que, a la conclusión del partido, la directiva bilbaína decidiese la destitución de Gaizka Garitano como entrenador del primer equipo y anunciar a última hora de la noche un principio de acuerdo con Marcelino García Toral para ser su sustituto en el banquillo.

La decisión sobre la salida de Gaizka Garitano ya llevaba un tiempo planeando sobre Ibaigane pese a los logros conseguidos por el deriotarra en su etapa al frente del primer equipo tras coger las riendas desde el filial, el Bilbao Athletic. Garitano resucitó a un equipo que en la temporada 18/19 estaba en puestos de descenso y que finalmente se quedó fuera de Europa en la última jornada y la temporada pasada le llevó a alcanzar la final de la Copa de Rey que aún tiene que disputarse ante la Real Sociedad. De hecho, Garitano deja al equipo en novena posición de la Liga Santander con 21 puntos en la clasificación, a solo 6 de los puestos de acceso a competiciones europeas.

Varias han sido las razones que han motivado la salida de Gaizka Garitano como entrenador del Athletic. Una de las causas ha sido el juego del equipo que no ha logrado aceptar parte de la directiva del presidente Aitor Elizegi, gran valedor de Garitano y que finalmente no logró retenerle en el banquillo.

Otra de las razones que podrían haber provocado la destitución de Garitano podrían haber sido las declaraciones del propio técnico en las que afirmaba que no había calidad para ganar varios partidos seguidos. El propio técnico de Derio ya dejó su futuro en el aire en la rueda de prensa posterior al partido de ayer contra el Elche con la frase "Esté yo o no, siempre quiero que gane el Athletic".

La destitución de Garitano también se puede deber a la crisis institucional que hay en Ibaigane después de que no se aprobasen las cuentas y el proyecto de la grada de animación en la última Asamblea del club. Sea cual sea el desencadenante de la salida de Garitano, la única certeza es que el entrenador de Derio no podrá guiar al Athletic a su primer gran título desde 1984 pese a llevar a los 'leones' a una nueva final de Copa del Rey.