ATHLETIC-ATLÉTICO DE MADRID

1x1 del Atlético: Costa define y Oblak vuelve a dejar su milagro

El equipo rojiblanco volvió a LaLiga con otro empate, el decimotercero. Fue creciendo en el partido y Arias tuvo la victoria en los últimos instantes.

El Atlético regresó a la competición con Marcos Llorente como segundo delantero. Carrasco fue titular y Savic y Giménez formaron el centro de la defensa con la ausencia de Felipe. El equipo rojiblanco cedió el balón al Athletic en la primera mitad, pero consiguió empatar muy rápido el tanto inicial de Muniain en una gran combinación entre Koke y Costa.

En la segunda parte el Atlético comenzó mejor, más cerca del área rival y fue creciendo con el paso de los minutos. Los cinco cambios refrescaron las piernas colchoneras, pero no pudieron definir principalmente en una ocasión clarísima de Arias que acabó deteniendo Unai Simón. Son 13 empates ya esta temporada en Liga. 

Oblak: Se fue dejando una exhibición en Anfield y volvió tres meses después con un paradón espectacular para evitar el gol de Yeray tras un gran cabezazo. Nada pudo hacer para detener el rebote de Muniain que acabó convirtiéndose en un remate letal. Después del gol tuvo poco trabajo, pero este año está costando más dejar la portería a cero.

Trippier: Se marchó sustituido a la hora de partido sin haber sido protagonista. En defensa trabajó por arriba, aunque Yuri le generó ciertos problemas cuando subió por su costado y en ataque no pudo mostrarse. Cuando se prodigó en ataque no recibió el balón y pocas veces pudo centrar buscando a los puntas, una de sus grandes virtudes. 

Savic: Partido serio del montenegrino acompañando a Giménez en el centro de la defensa. En varias ocasiones llegó a cortar al límite envíos al espacio para Williams. Aunque comenzó rifando muchos balones, fue ganando confianza y sacando el balón mejor jugado desde atrás. 

Giménez: De vuelta al once con la ausencia de Felipe, ejerció como central izquierdo acompañado por Savic. Estuvo seguro en los centros laterales, especialmente complicados cuando le toca despejar con la zurda donde tiene más dificultades. Se las vio con Raúl García, que le dejó un feo codazo en la zona lumbar. Ahora tiene que ganarse el protagonismo que no ha podido tener el resto de temporada por las lesiones.

Lodi: El brasileño comenzó a sufrir en el partido cuando empezó a aparecer con constancia Muniain buscando su espalda con pases cortando líneas. Fue subiendo la banda con más asiduidad en la segunda mitad, dejando algún centro peligroso buscando la cabeza de los puntas. A punto estuvo de encontrar a Morata en la jugada que acabó con ocasión de Arias, pero su centro fue defectuoso cuando el '9' se relamía. 

Thomas: Mala suerte en el gol de Muniain, cortando el primer remate del jugador del Athletic, pero viendo como el rebote le volvía a golpear y acababa en la meta de Oblak. No consiguió imponer su ritmo en la primera mitad, aunque sí que pudo mostrarse más en la segunda. Merodeó la frontal del área rival, donde el miedo a su disparo lejano acabó en alguna falta peligrosa. Tiene que darle ritmo al equipo, es el más preparado para hacerlo. 

Saúl: Recuperó un mal despeje del Athletic y rompió líneas con un pase para Koke que acabó suponiendo el tanto de Diego Costa. Le había costado entrar en juego, mostrándose intenso en la recuperación pero desapercibido con el balón. En la segunda parte tampoco pudo ser protagonista cuando le llegó el balón en posiciones muy retrasadas. Pierde relevancia tan alejado del área. 

Koke: Estaba participando poco, pero recibió en el borde del área y dejó una magnífica asistencia entre las piernas de Yeray para Diego Costa recordando a la asociación del año del título de Liga. El vallecano girando y filtrando entre líneas y Costa definiendo en el mano a mano. Es vital que Koke aparezca en esos metros finales, ya que el Atlético adolece de ese último pase que pocos más jugadores se los puede dar. Se marchó sustituido por Herrera después de un partido con mucho trabajo y poco brillo más allá de la asistencia.

Koke pelea el balón con Yuri.

Carrasco: El belga comenzó muy rápido y con chispa. Intercalando las bandas, primero por la izquierda y luego por la derecha, fue el jugador más desequilibrante del Atlético en la primera mitad. Así llegó la primera gran ocasión del partido, recibiendo en el desmarque un buen balón de Llorente y rematando demasiado cruzado ante Unai Simón. Buscó el regate cada vez que pudo encarar a la defensa del Athletic, pero fue perdiendo fuelle con el paso de los minutos. Dejó su lugar a Lemar a la hora de encuentro. Si está fino puede ser importante en lo que resta de curso.

Marcos Llorente: Su posición de inicio como segundo delantero fue la gran novedad del esquema de Simeone. Un poderío físico extraordinario, con más dificultades en el juego de espaldas. En la primera que pudo girar dejó un buen balón al espacio para Carrasco en la que fue la primera gran ocasión del partido. Cuando puede jugar de cara, arranca con mucha fuerza gracias a su potencia física y es donde desequilibra con su conducción. Se marchó sustituido por Correa a los 67 minutos en una prueba que podría repetir el Cholo, ya que no tuvo mal resultado.  

Diego Costa: Muy fino físicamente, consiguió volver a ver puerta en un estadio prolífero para él. Recordando a la asociación de 2014, tiró el desmarque a Koke y superó a Unai Simón por la esquina que parecía más complicada. Al equipo le costó encontrarle de espaldas, pero la que tuvo la metió, algo que le estaba faltando toda la temporada. Se marchó sustituido por Morata dejando buenas sensaciones después de haber acabado marzo todavía renqueante de su operación de espalda.

Cinco cambios

Arias: Tuvo en su diestra el gol de la victoria con un remate que detuvo Unai Simón dentro del área. Buscó definir asegurando que su remate fuese a puerta y salió vencedor el portero. Rápido, generó faltas y dolores de cabeza con sus desmarques en banda. Llevaba sin jugar desde el 14 de febrero contra el Valencia. 

Lemar: Los cinco cambios le van a proporcionar más minutos, aunque no pudo ser determinante en el partido. Trató de intervenir entre líneas, pidiendo el balón y apareciendo algo más de lo habitual, pero sin encontrar luego al compañero mejor situado. Buscó el gol de falta, pero se encontró con la barrera. 

Morata: Peleó con la zaga del Athletic ya recuperado de la lesión que sufrió en Anfield en el último partido previo al parón por la pandemia sanitaria. Arias buscó el remate ante Unai Simón cuando el '9' pedía el esférico dentro del área pequeña, aunque era una ocasión muy golosa para el colombiano. Antes se había desmarcado bien, pero Lodi no le había encontrado con su centro.

Correa: Jugador como siempre diferente, propuso desequilibrio y dejó un gran pase para Lodi que a punto estuvo de suponer el gol de Arias. Suplente por la lesión muscular sufrida hace unas semanas, llegó a tiempo al partido, aunque todavía tiene que coger algo de ritmo. Esta temporada es fundamental.

Herrera: Cambio por Koke para buscar un último empujón en el centro del campo cuando el Atlético estaba apretando. No se le vio en exceso en los 17 minutos que estuvo sobre el campo, aunque los cinco cambios también le puede beneficiar y darle mayor protagonismo.