SORPRENDENTE ACCIDENTE

Brian May, de Queen, acaba en el hospital tras destrozarse los glúteos

El guitarrista de la famosa banda posteó una imagen en un centro médico con mascarilla y aclaró que su ingreso se debía a un momento "entusiasta" de jardinería.

Brian May, de Queen, acaba en el hospital tras destrozarse los glúteos

Desde que la pandemia del coronavirus se ha extendido por el mundo, muchos hospitales se han visto saturados por el elevado número de pacientes de la enfermedad y han tenido que reajustar su estructura administrativa y su plantilla para poder hacer frente a la desmedida demanda. Muchas revisiones rutinarias y operaciones se han postergado estos días para tratar de evitar el colapso sanitario, y se ha pedido a la población que no acuda a los centros médicos a no ser que se trate de una urgencia.

Y ha sido precisamente una urgencia, y una de carácter bastante excéntrico, la que ha llevado al guitarrista de Queen, Brian May, a acabar ingresado hace unos días, a sus 72 años de edad. El músico de la célebre banda dio un buen susto a sus seguidores de las redes sociales cuando posteó un selfie y un vídeo en el que aparecía, con mascarilla, siendo trasladado en silla de ruedas por los pasillos de un hospital. Sin embargo, tal y como él mismo ha explicado, su forzosa visita nada tuvo que ver con el coronavirus.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Brian Harold May (@brianmayforreal) el

Y es que, por surrealista que parezca, el inglés sufrió un accidente mientras practicaba una de sus pasiones, la jardinería, que acabó dañándole seriamente los glúteos. Así explicaba su ingreso en el largo mensaje con el que ha acompañado su publicación, y en el que también ha aprovechado para hacer un diagnóstico de la situación actual: "Chequeo de realidad! Para mí. No, el virus no me ha pillado todavía, gracias a Dios. Espero que todos os estéis manteniendo seguros ahí fuera. La decisión de relajar los controles no hace que el peligro desparezca de golpe", comenzaba su declaración.

A continuación, May explicaba las razones de su silencio en las redes, donde suele ser bastante activo, en los últimos días: "Sí, he estado callado. ¿La razón? Además de estar estresado y agobiado por muchas peticiones... me las he arreglado para desgarrar en pedazos mis 'Gluteus Maximus' en un momento excesivamente entusiasta de jardinería. Así que de repente me he encontrado en un hospital haciéndome un escáner para descubrir exactamente cuánto daño me había hecho".

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Brian Harold May (@brianmayforreal) el

Y tal y como ha revelado, los resultados no han sido positivos: "Parece ser que hice un trabajo completo -esto pasó hace unos días- y no seré capaz de caminar durante un tiempo... o dormir, sin ayuda, porque el dolor es implacable". El músico ha terminado su mensaje informando de que iba a desaparecer un tiempo para descansar totalmente en su casa. Y terminaba con un ruego igual de original que las razones por las que ha acabado en el hospital: "Por favor, no me enviéis vuestras simpatías, solo necesito algo de silencio reparador durante una temporada. Volveré, pero necesito un descanso completo".